Club de Admiradores de Alicia

junio 26, 2015 · Imprimir este artículo

Aliciamanía: coleccionistas de todo en el País de las Maravillas

Por Natalia Blanc.

En 1888, Lewis Carroll patentó un invento: Wonderland Postage Stamp Case, una caja diseñada para guardar sellos postales de diversos valores. A cada comprador el escritor británico le enviaba un folleto con su ensayo Ocho o nueve palabras sabias sobre la escritura de cartas. Uno de esos organizadores, de 1890, con ilustraciones de John Tenniel adaptadas de la edición original de Alicia en el País de las Maravillas, es la joya de la colección de Martín Pérez, fanático del personaje de Carroll.

 
El conejo blanco. Foto: Alejandro Guyot

A 150 años de la publicación del libro, este universo fantástico continúa despertando pasiones: hay adaptaciones al manga; películas de animación y en 3D; juguetes; vajilla, y monedas.

Una selección de los objetos que atesoran Martín Pérez y la pareja formada por Onelia Paludi y Emanuel Domínguez se exhibió recientemente en la muestra Reflejos de Alicia, de Alfredo Sábat y Ale Moreno y Moreno. Los artistas rindieron homenaje al autor y sus delirantes criaturas a través de sus pinturas. Cristina Santa Cruz, curadora de la exposición, invitó a los fans de Alicia a participar con sus piezas más preciadas. “Como coleccionista y gran amante de los libros, incluí ediciones en diferentes idiomas porque es una obra universal que rompe las barreras del tiempo y el espacio”, contó a la nacion. A su biblioteca personal pertenece un ejemplar de Los libros de Alicia (Ediciones de la Flor), con portada ilustrada por Hermenegildo Sábat (padre de Alfredo), y el original del dibujo de Sábat.

Entre los tesoros de los coleccionistas, Santa Cruz destaca el libro troquelado de Robert Sabuda, Pop Up Book Alice in Wonderland, “por la belleza de sus diseños, y porque es representante de un hito editorial de la Revolución Industrial, los pop-up”. Ese libro álbum con figuras desplegables es uno de los regalos que Emanuel Domínguez le hizo a su mujer, Onelia, loca por Alicia desde la infancia. “Es mi libro favorito. En esa historia encontré algo particular: una forma diferente de ver el mundo; un absurdo plagado de lógica; un humor inteligente. Sentí la necesidad de entenderlo en su idioma porque presentía que con la traducción me perdía algo. Por eso soy profesora de inglés”, revela. Onelia y Emanuel comparten la fascinación por Alicia. “Hacemos pedidos al exterior, búsquedas durante nuestros viajes, intercambio con otros coleccionistas, vamos a remates”, dice Paludi, que tiene dibujos de Alicia realizados y autografiados por ilustradores como Benjamin Lacombe y Rebecca Dautremer. Su marido adora una colección de cartas de 1930 que traía una caja de cigarrillos ingleses como estuche.

Martín Pérez, que utiliza en las redes sociales el alias Cheshire Cat Catrroll (juego de palabras entre el nombre del gato de Alicia y el apellido del autor), tiene en su casa de La Plata un minimuseo temático. “Mi colección se fue formando de a poco. Tengo filatelia, medallas, pines, publicidades, postales, tarjetas, cartas, figuras y estatuillas. Ahora la colección ocupa una habitación de mi casa.”

El Sombrerero Loco. En el film de Tim Burton, Johnny Depp interpretó a este delirante personaje. El muñeco es una edición especial que se vendía junto con un llavero con la figura de Alicia.  Foto:  Alejandro Guyot

El Sombrerero Loco. En el film de Tim Burton, Johnny Depp interpretó a este delirante personaje. El muñeco es una edición especial que se vendía junto con un llavero con la figura de Alicia.  Foto:  Alejandro Guyot.

Fuente: La Nación, 26/06/15.

Ver más:  Un éxito editorial: Alicia en el país de las maravillas

Alicia por John Tenniel 01

Alicia, dibujo de John Tenniel

.

banner CEP 01 click aqui

Comentarios

Algo para decir?

Usted debe estar logueado para escribir un comentario.