Italia intenta aumentar su crecimiento, pero enfrenta grandes obstáculos

julio 19, 2011 · Imprimir este artículo

Italia apunta a aumentar su crecimiento, pero enfrenta grandes obstáculos

Por Stacy Meichtry

 

ROMA (EFE Dow Jones)–Italia pretende reducir a la mitad la diferencia entre el ritmo de su expansión económica y la tasa de crecimiento de la eurozona dentro de tres años, con la ayuda de las medidas de desregulación y fiscales recientemente aprobadas, dijo un alto cargo del Gobierno.

El Producto Interno Bruto de Italia creció un 1,3% el año pasado, frente al 1,8% de la eurozona, según la agencia de estadística Eurostat, una diferencia que sitúa a Italia un 30% por detrás de la media. “Si las nuevas medidas para impulsar el crecimiento se aplican íntegramente, la diferencia se reducirá a la mitad”, dijo el ministro italiano de Administraciones Públicas, Renato Brunetta, en una entrevista.

El ministro dijo que se refería a viarias medidas para espolear el crecimiento en un paquete presupuestario de 40.000 millones de euros aprobado por el Parlamento la semana pasada y a otras medidas aprobadas en mayo, diseñadas para ayudar al sur de Italia, reduciendo los trámites burocráticos para los promotores inmobiliarios y racionalizando la contabilidad de las empresas.

Los mercados financieros han apuntado hacia Italia recientemente por el anémico crecimiento de su economía y ante el temor que despierta la enorme deuda del país del 120% del PIB. Para intentar calmar el pánico, el Parlamento aprobó el viernes medidas encaminadas a equilibrar el presupuesto del país en 2014 e incentivar el crecimiento a largo plazo.

Italia tiene por delante una dura batalla para incrementar su tasa de crecimiento. Al igual que Alemania, su crecimiento depende sobre todo de las exportaciones, que representaron casi la cuarta parte de su PIB en 2010.

Muchos de los productos que fabrica Italia para la exportación, sin embargo, están en sectores de baja tecnología como el textil, el químico y el de maquinaria, donde Italia tiene una feroz competencia de economías emergentes como la china. Como resultado, la producción de Italia se ha quedado muy rezagada respecto a la de Alemania.

Los esfuerzos de Italia por contener el gasto público también podrían ser un obstáculo para el consumo y el crecimiento. Los salarios del sector público supusieron más del 10% del PIB de Italia entre 2004 y 2008, según el Banco Central Europeo.

Como ministro de Administraciones Públicas, Brunetta tiene encomendada la tarea de sacar más productividad del personal del sector público, que representa el 20% del empleo de Italia. Hasta ahora, el ministro ha sembrado el descontento entre los funcionarios al introducir medidas para aumentar la responsabilidad, publicando sus salarios en Internet y tomando medidas drásticas contra el absentismo laboral.

Muchos economistas dicen que uno de los principales obstáculos para el crecimiento en Italia es el sistema nacional de contratos laborales y un sistema de negociación colectiva que obliga a muchas grandes empresas italianas a contratar gente en condiciones cómodas que no están vinculadas a la productividad. Hace una década, Roma introdujo contratos temporales, pero la mayoría de los contratos son indefinidos.

Brunetta apunta que en el sistema hay veteranos trabajadores que nunca se han preocupado por la seguridad laboral mientras que hay un exceso de inseguridad laboral entre los jóvenes. Sin embargo, indicó que será difícil –política y socialmente– remodelar el sistema pronto.
Fuente: The Wall Street Journal, 18/07/11.

banner CEP 01 click aqui

Comentarios

Algo para decir?

Usted debe estar logueado para escribir un comentario.