La “high tech” acelera la innovación en Estados Unidos

octubre 30, 2011 · Imprimir este artículo

La “high tech” acelera la innovación en Estados Unidos

Por Jorge Castro

 

La velocidad del ciclo de innovación en EE.UU. parece haberse frenado en los últimos diez años medido, entre otros rubros, por la disminución del número de patentes aprobadas por el Gobierno (-18%) y la caída de la tasa de surgimiento de nuevas empresas, ante todo pequeñas y medianas (-20%).

La excepción es la industria de alta tecnología (high tech) , cuyo dinamismo innovador, verdaderamente excepcional, la ha colocado a la cabeza del proceso de acumulación norteamericano y global. La aceleración de la “high tech” es de tal envergadura que en vez de ser la excepción es probable que sea una nueva regla e incluso se haya convertido en la punta de lanza de una reinvención de la civilización estadounidense.

El freno al proceso de innovación se nota ante todo en la producción agrícola y en la ciencia vinculada (biotecnología). La “revolución verde” aumentó los rendimientos por hectárea en 126% entre 1950 y 1980; y desde entonces – tres décadas – han mejorado sólo 47%.

Las raíces de los grandes ciclos de innovación no son sólo tecnológicas, sino también culturales. Expresan una época, una forma de ver las cosas y una determinada aproximación racional.

La época actual -últimos 30 años- es la de la razón instrumental, denominada científica o experimental. En la tecnología de la información -el mundo de Steve Jobs, Bill Gates, Mark Zuckerberg- se ha desatado una nueva revolución tecnológica en los últimos tres años, que ha dado origen, a través de un verdadero espasmo de creatividad, a un sistema global hiperconectado, fundado en una instantaneidad convergente y personalizada (Facebook), el mayor cambio desde el surgimiento de Internet y las computadoras personales (décadas del ‘80 y ‘90).

Esta nueva revolución tecnológica ha provocado un auge extraordinario de la productividad, ante todo en la industria manufacturera, en la que ha aumentado más de 20% desde 2007. El salto de productividad manufacturera ha sido tan excepcional que ahora la principal restricción para crecer es la falta de trabajadores suficientemente calificados para ocupar los puestos de trabajo que se han creado después de 2009. La Asociación Nacional Manufacturera (NAM) informó esta semana que ya tiene 600.000 puestos de trabajo sin ocupar, debido a la carencia de trabajadores calificados en el mercado.

El salto tecnológico ha quebrado el vínculo entre creación de valor y aumento del empleo. Por eso la tasa de desocupación no sólo es alta, sino crecientemente estructural. También se profundiza la desigualdad, a medida que la productividad aumenta y con ella las remuneraciones de los sectores más calificados. El 1% de los hogares colocados en la cúspide de la pirámide social obtuvo 65% del ingreso de la economía estadounidense desde 2002, y el 0,01% de más arriba -14.588 familias- dobló su porcentaje del PBI per cápita , que pasó de 3% a 6% entre 1995 y 2007.

La búsqueda incesante de reducción de costos ha abierto un camino desconocido y aparentemente sin límites al conocimiento y a la capacidad creadora, pero la fuerza de trabajo se retrasa cada vez más y se sumerge en la desocupación y en la desigualdad . Steve Jobs, antes que un tecnólogo, fue un extraordinario emprendedor, sin convencionalismos y sólo ortodoxo de su concepción de la vida y de las cosas. Su genialidad emprendedora surgía de una visión post-razón instrumental. Era un budista global y holístico, para el cual había una unidad absoluta de forma y contenido, de belleza y eficacia, de arte y tecnología.

Quizás el núcleo social de la nueva revolución tecnológica no está ya en el trabajo ni en el capital, y menos en los niveles gerenciales y burocráticos de las grandes organizaciones, dominados por la razón instrumental. Es probable que esté constituido por los micro-emprendedores globales de alta tecnología, que desde un garaje parten a la conquista del mundo.
Fuente: Clarín, 30/10/11.
El Dr. Jorge Castro es analista internacional y presidente del Instituto de Planeamiento Estratégico.
Más información en: www.agendaestrategica.com.ar

banner CEP 01 click aqui

Comentarios

Una Respuesta para “La “high tech” acelera la innovación en Estados Unidos”

  1. La “high tech” acelera la innovación en Estados Unidos | TravelSquare on octubre 30th, 2011 23:09

    […] La “high tech” acelera la innovación en Estados Unidos La “high tech” acelera la innovación en Estados Unidos Por Jorge Castro   La velocidad del ciclo de innovación en EE.UU. parece haberse frenado en los últimos diez años medido, entre otros ru… […]

Algo para decir?

Usted debe estar logueado para escribir un comentario.