Las empresas en Estados Unidos rompen la alcancía

julio 26, 2011 · Imprimir este artículo

Las empresas en Estados Unidos rompen la alcancía

Por Vipal Monga

 

Las compañías en Estados Unidos están comenzando a emplear sus reservas récord de efectivo, con adquisiciones y mayores gastos de capital que podrían dar un muy necesitado impulso a la economía de ese país.

Pero como las empresas recortaron sus gastos en los últimos años, el efectivo aún sigue acumulándose más rápido de lo que la mayoría puede o quiere gastarlo. En una encuesta realizada por la Asociación de Profesionales Financieros en mayo, la mitad de los ejecutivos que respondieron dijo que sus balances de efectivo se mantendrán estables en los siguientes 12 meses, 29% respondió que los balances crecerían y 21% que se reducirán.

Casi la mitad de los ejecutivos que planean reducir sus niveles de efectivo sostuvo que lo hará invirtiendo en la expansión de sus negocios más que pagando deuda, lo que es una decisión más defensiva y no tiene el mismo impacto económico de pagar por nuevos bienes o empleados.

“Hay un pequeño rayo de luz”, dijo Tom Hunt, uno de los autores de la investigación. “Se está viendo algo de movimiento en ese dinero que quizás no estaba ocurriendo y algunas compañías están viendo oportunidades que quizás no percibían hace un año”.

Esas firmas incluyen Snap-On Inc., un fabricante de herramientas en el estado de Wisconsin que está incrementando sus gastos de capital al ritmo de la recuperación económica del país. Aldo Pagliari, su director financiero, reveló que la compañía espera destinar US$65 millones a gastos de capital este año, incluidos US$30 millones en EE.UU., frente a los US$51 millones de 2010. “Estamos analizando más cautelosamente las oportunidades de negocios”, dijo.

Polo Ralph Lauren redujo su efectivo durante el año fiscal que terminó el 2 de abril. La empresa de ropa terminó el período con efectivo e inversiones de corto plazo de US$838,6 millones, por debajo de los US$940,6 millones de un año atrás. La compañía, que generó US$688,7 millones en efectivo con sus operaciones, destinó US$255 millones a gastos de capital.

Todavía está por verse si los ejecutivos cumplirán sus proyecciones. El año pasado, las firmas acumularon mayores reservas de capital de lo que habían previsto. Y la investigación indica que todavía están concentradas en la seguridad. Las compañías están manteniendo su efectivo en inversiones ultra seguras como cuentas bancarias, fondos del mercado de dinero o títulos públicos en lugar de buscar inversiones de mayor rendimiento. Solamente 5% de las empresas dijo que estaba buscando inversiones de mayor rendimiento, por encima de 2% en 2010.

Las empresas del índice S&P 500 mantenían US$1,1 billones (millones de millones) en efectivo e inversiones de corto plazo a fines del primer trimestre, frente a los US$963.000 millones a fines de 2010, dice S&P. Ese incremento fue más lento que el salto de 31,4% ocurrido durante 2009.

Según la encuesta de la asociación, 39% de las empresas consultadas incrementó su efectivo en los últimos 12 meses, lo que implica que han estado guardando el creciente flujo de capital en lugar de reinvertir el dinero. Otro 30% informó que redujo sus balances.

Por su parte, Snap-On continúa manteniendo algo más de US$400 millones en sus libros, cerca del cuádruple de los US$100 millones que la empresa hubiese mantenido en un entorno “normal”, dijo Pagliari.

El ejecutivo explicó que el dinero extra está ahí como un amortiguador para aislar a la empresa contra problemas como el tsunami de marzo en Japón, el cual generó caos en la cadena global de suministros y obligó a las compañías a gastar dinero en buscar alternativas para proveerse.
Fuente, The Wall Street Journal, julio 2011.

banner CEP 01 click aqui

Comentarios

Algo para decir?

Usted debe estar logueado para escribir un comentario.