Los grandes Bancos pierden confianza en el euro

agosto 13, 2012 · Imprimir este artículo

Los grandes Bancos pierden confianza en el euro

Por Nicole Hong

 

Analistas de los principales bancos del mundo no prevén una pronta recuperación del euro.

De los 17 principales bancos que negocian divisas, 10 han rebajado sus proyecciones del euro durante el último mes, según datos compilados por DJ FX Trader y publicados en un nuevo gráfico interactivo en WSJ.com llamado ForeXcasts. La estimación mediana de los analistas para el euro a fin de año ahora es de US$1,20, inferior a la proyección previa de US$1,24 emitida en julio y su actual nivel de US$1,2291. La proyección para junio de 2013 fue reducida desde US$1,21 a US$1,19.

Entre las razones para rebajar sus proyecciones, los analistas mencionaron las preocupaciones por la posibilidad de un rescate financiero de España o una salida de Grecia del bloque de la moneda única. Citigroup revisó al alza a un 90% la probabilidad de una salida de Grecia durante los próximos 12 a 18 meses, frente a la estimación anterior de entre 50% y 75%.

La mayor reducción de la proyección provino de Bank of America-Merrill Lynch, que rebajó su estimación del euro a fin de año desde US$1,30 a US$1,15.

Goldman Sachs, BNP Paribas y HSBC fueron los más optimistas acerca del euro a largo plazo. Si bien Goldman redujo su proyección para el tercer trimestre desde US$1,33 a US$1,25 debido a las crecientes preocupaciones sobre la deuda de Italia y España, el banco prevé que el euro tenderá al alza cuando las autoridades europeas presenten planes más concretos para rescatar la economía de la región.

Goldman proyecta que el euro se apreciará a US$1,33 para fin de año y a US$1,40 para junio de 2013.

Mientras la crisis continúa en Europa, los analistas prefieren el dólar australiano, y revisaron al alza su estimación mediana para fin de año de US$0,98 a US$1,00.

Los analistas esperan una mayor demanda de los inversionistas y bancos centrales por activos australianos, teniendo en cuenta la calificación «AAA-» del país y el alto rendimiento de su deuda soberana frente a países como Estados Unidos o Japón.

«El impulsor principal han sido los extranjeros en busca de rendimiento en activos de dólares australianos», dijo Kevin Hebner, analista de divisas en J.P. Morgan, que elevó su proyección del tercer trimestre para el dólar australiano de US$0,95 a US$1,01 y su estimación para fin de año de US$0,98 a US$1,02.

El único banco que rebajó todas sus estimaciones del dólar australiano fue Nomura, que revisó a la baja su panorama para la divisa ante las perspectivas pesimistas de crecimiento en Europa y China. Sin embargo, «la reacción hasta ahora a la incrementada tensión en la eurozona no ha sido tan grande como esperábamos», por lo cual el banco revisará al alza sus estimaciones en las próximas semanas, dijo Charles St-Arnaud, analista de divisas de Nomura.
Fuente: The Wall Street Journal, 13/08/12.

Lectura recomendada:  Europa vuelve a crecer

Comentarios

Algo para decir?

Usted debe estar logueado para escribir un comentario.