Los Médicos y el mundo digital

mayo 24, 2015 · Imprimir este artículo

Médicos informáticos: nueva especialidad, con alta demanda

Por Mariana Pernas.

El médico informático es el nexo entre el campo asistencial y las áreas de Sistemas para llevar adelante los proyectos tecnológicos.

En red. Hernán Navas es jefe de Informática en Salud en el Sanatorio Finochietto.

En red. Hernán Navas es jefe de Informática en Salud en el Sanatorio Finochietto.

Fuera del consultorio y frente a la computadora, los médicos encontraron en la informática un nuevo campo de especialización de creciente demanda en las entidades de salud. Tanto en las que están incorporando tecnología como en aquellas que ya lo hicieron y continúan realizando actualizaciones y proyectos.

Con el mayor uso de las tecnologías de la información y comunicaciones en la salud para mejorar la atención de los pacientes u optimizar los procesos administrativos –sistemas de gestión hospitalaria, historia clínica digital o aplicaciones de telemedicina–, el médico informático es el nexo entre el campo asistencial y las áreas de Sistemas de hospitales, clínicas, empresas de medicina prepaga y obras sociales, al momento de llevar adelante los proyectos de tecnología.

Ejercer esta especialización no es necesariamente excluyente. Muchos médicos, de hecho, la combinan con la atención en consultorio, lo que los mantiene en contacto directo con el paciente.

medicos y mundo digital 01“Los médicos especialistas en informática velan por el alcance, el diseño, la arquitectura, la implementación y la evaluación de la tecnología aplicada a la salud, así como por la capacitación de los usuarios”, señala Daniel Luna, especialista en medicina interna y jefe del Departamento de Informática en Salud del Hospital Italiano, creado en 2001. Allí se dicta la residencia de Informática en Salud, una maestría en esta disciplina y cursos de capacitación.

“Es una especialidad médica complementaria de las otras existentes –amplía Luna–. Su conocimiento incluye la ciencia de la computación, como ingeniería de software, redes y bases de datos; informática médica, que es la aplicación de la tecnología informática a la vida asistencial, y la comprensión de los sistemas y la gestión de salud. Pero fundamentalmente estos profesionales son líderes del cambio, ya que los proyectos de implementación de tecnología en salud son, ante todo, proyectos de cambio organizacional”.

En el Sanatorio Finochietto, que comenzó a funcionar a finales de 2013 totalmente informatizado, Hernán Navas se desempeña como jefe de Informática en Salud. Médico egresado de la Universidad de Buenos Aires, fue residente del Hospital Italiano y es docente en la Universidad Favaloro de las materias Bioinformática I y II en la carrera de Medicina.

Lectura recomendada:  La situación de los médicos en Argentina

“La tecnología y la computación siempre me gustaron. Cuando me recibí, me dí cuenta de la importancia que tiene la información para la toma de decisiones médicas”, señala Navas, que trabajó en la implementación y adaptación del software de gestión de salud en el Sanatorio, con el que se manejan los procesos administrativos, asistenciales, turnos, gestión de quirófano, compras y farmacia de la entidad, entre otros. Su trabajo incluye gestión del cambio, análisis de procesos y capacitación de los usuarios “para que el aplicativo se adapte a los procesos”.

Navas considera que su actividad “no tiene techo”. No sólo porque se trabaja en la mejora constante del software de gestión, sino también porque “siempre hay nuevos requerimientos y nuevos proyectos, como la adopción de dispositivos móviles para enfermería, actividades de capacitación, incorporación de equipamiento, generación de reportes de información e indicadores para dar soporte a la toma de decisiones”, completa.

Navas coincide en que seguirá creciendo la demanda laboral de estos perfiles. “Hoy la mayoría de las entidades de salud no tiene sistemas informáticos para los procesos asistenciales, por lo cual queda mucho por hacer en este campo. Y cada vez se aplica más tecnología en este ámbito”, señala.

Otros especialistas trabajan como desarrolladores y proveedores de software para el segmento de la salud. Alejandro López Osornio es programador, un oficio que aprendió de manera autodidacta, mientras estudiaba medicina en la Universidad Nacional de la Plata. Hoy puede congeniar sus dos vocaciones: atiende como médico de familia, trabaja en la empresa TermMed –que brinda servicios y desarrollo de software sobre el estándar internacional de terminología médica Snomed CT– y puso en marcha, junto con dos socios, la empresa Epicrisis, que desarrolla sistemas de historia clínica electrónica, turnos y agenda para consultorios.

“Me gusta desarrollar aplicaciones, disfruto del trabajo técnico. Es un trabajo creativo que pretende resolver problemas reales del usuario final, que es el médico –dice López Osornio–. También me gusta lo asistencial. Siendo médico, es muy común que uno diversifique su campo profesional más allá del consultorio. Puedo estar en contacto con los pacientes y, al mismo tiempo, ser programador”.

Fuente: Clarín, 24/05/15.

Más información: El 98% de los médicos chinos utiliza Internet

banner oportunidades on line 01

 

 

.

banner CEP 01 click aqui

Comentarios

Algo para decir?

Usted debe estar logueado para escribir un comentario.