También los jueces garantistas son víctimas de la inseguridad

septiembre 1, 2014 · Imprimir este artículo

Paradojas de la vida:

La Plata: motochorros asaltaron al hijo de un juez bonaerense

Por Sebastian Lalaurette

LA PLATA.- Uno de los hijos del juez de Casación bonaerense Víctor Violini fue víctima de un hecho de inseguridad en la madrugada de anteayer, en la zona céntrica de esta ciudad, cuando dos delincuentes en moto lo sorprendieron al descender de un auto con un amigo. Ambos fueron amenazados con un arma punzante y hasta le rociaron en los ojos gas pimienta; luego, se llevaron una pequeña suma de dinero y sus teléfonos celulares.

En marzo pasado, otro hijo del juez Violini había sido robado y golpeado también en pleno centro platense por maleantes que lo dejaron inconsciente.

“Es parte de la inseguridad diaria que vivimos todos. En marzo asaltaron a mi hijo, en abril me robaron la camioneta y ahora le robaron a otro de mis hijos. La verdad es que con todo esto que nos ha ocurrido espero que 2014 termine lo más rápido posible”, ironizó ayer el juez, en diálogo con la nacion.

Este último hecho ocurrió cerca de las 4 de la mañana de anteayer, cuando uno de los cuatro hijos de Violini, de 20 años, y un amigo suyo, de la misma edad, volvían a la casa del juez tras comprar en un quiosco de la zona.

En la calle 15, entre 40 y 41, donde se bajaron del Peugeot 206 en el que viajaban, fueron abordados por delincuentes que se movilizaban en dos motocicletas, una roja y una negra.

Uno de ellos amenazó al joven Violini con un arma punzante y el otro le roció el rostro a su amigo con gas pimienta. Los delincuentes, entonces, les sustrajeron los teléfonos de ambos y algo menos de 100 pesos que los muchachos llevaban encima; también les robaron las llaves del vehículo y de la casa, pero no intentaron ingresar en el domicilio, sino que huyeron y descartaron el llavero a poca distancia.

A cara descubierta

“Eran jóvenes y actuaron a cara totalmente descubierta”, dijo Violini a la nacion. El magistrado agregó que los mismos delincuentes habían cometido otro robo en la misma modalidad poco antes del que sufrió su hijo, por lo que cree que se trató de un robo “al voleo” y no que no estaba relacionado con su actividad judicial.

También habría sido casual el robo del que fue víctima su otro hijo, que el 7 de marzo resultó atacado por cuatro delincuentes en la plaza Moreno, en el centro de la ciudad. Entonces, los delincuentes le robaron dinero tras desmayarlo a golpes. En aquella ocasión, según contó el magistrado, los agresores también golpearon y robaron a otro joven que había ido a comer un sándwich a uno de los puestos ubicados en la plaza, y que intentó escapar del ataque, aunque no lo consiguió.

Fuente: La Nación, 01/09/14.
—————————————————

En carne propia

El cuestionado juez de Casación bonaerense Víctor Violini sufrió en carne propia los efectos de su propia medicina (valga la redundancia). Este magistrado garantista, conocido por su militancia kirchnerista y por su comporamiento indecoroso, resultó víctima de aquella famosa “sensación de inseguridad” que suele mencionar Aníbal Fernández. En los últimos días él y su familia resultaron castigados por los mismos malvivientes a quien gusta de apañar.  

—————————————————-

Lectura recomendada:  El Lavado de Dinero en Hotesur

Escándalo de juez platense en Bariloche

juez barilocFoto del Juez mamerto.

El magistrado viajó junto a un contingente de egresados como “padre acompañante”, pero armó un revuelo para evitar que les requisen casi un centenar de botellas de alcohol a los estudiantes, entre ellos su hijo

borracho 01Tres padres que acompañaban a un contingente de egresados del Colegio Centenario (46 entre 14 y 15) armaron un escándalo en Bariloche, al intentar impedir que se les “secuestre” casi 100 botellas de alcohol que habían acopiado en el hotel los adolescentes, la mayoría menores de edad.

Entre los papás se encontraba nada menos que el juez platense Víctor Violini, quien preside la Asociación de Magistrados y Funcionarios del departamento judicial La Plata, además de ser juez del tribunal de Casación Penal bonaerense.

Tal como comentaron a Hoy fuentes cercanas a Violini , Su Señoría es conocido por su meteórica carrera: en sólo un año, entre 2003 y 2004, pasó de Fiscal, a  Defensor y a juez de Casación. También por sus vínculos con el poder, ya que está vinculado a la agrupación ultra K La Cámpora y suele jactarse de su buena relación con el exgobernador Felipe Solá.

Según los municipales, fue Violini el que se mostró más “exaltado” por la inspección, e incluso exigió al secretario de turismo barilochense a que “pida disculpas” a los adolescentes por dejarlos sin las botellas, 9 de ellas encontradas en la habitación de su propio hijo.

¿Con la fuerza de la Ley?

La insólita situación se dio a conocer ayer, pero ocurrió el 5 de agosto pasado. Todo comenzó con una inspección de rutina, con el objetivo de controlar posibles irregularidades hoteleras, como el exceso de camas por habitación o la tenencia de alcohol, que está prohibida. En este caso, los inspectores detectaron 98 botellas, que fueron puestas en guarda, para que los mayores del grupo puedan llevárselas al término del viaje.

Pero cuando el juez de casación y los otros dos padres abogados se enteraron del procedimiento, increparon fuertemente a los municipales.

El propio secretario de Turismo de Bariloche, Fabián Szewczuk, se mostró asombrado por la actitud del Violini, quien si bien viajó como mayor a cargo de los chicos, “no aportó en evitar la presencia de alcohol ni siquiera en el cuarto de su hijo”.

Por si fuera poco el juez le pidió a Szewczuk que “pida disculpas a los chicos”, a lo que el funcionario le respondió que “de ninguna manera lo haría”. Pero la frutilla al postre la puso al radicar una denuncia penal contra los inspectores municipales, el personal del hotel y la agencia de turismo por el presunto carácter ilegal del procedimiento y la afectación de intimidad.

El fiscal Eduardo Fernández, quien recibió la presentación, dijo que inició “acción penal” para que la justicia aclare la situación, aunque el Ejecutivo de Bariloche, en reunión de gabinete, ratificó la realización de estos operativos. Asimismo, Szewczuk  señaló que “vamos a seguir con este tipo de acciones para preservar a los chicos, no queremos volver al Bariloche que tuvimos hace diez años”. Fuente: Diario Hoy, 13/08/14.
——————————————————-

Más información:
El juez de la polémica
Una verguenza de jueces: Víctor Violini y Ricardo Borinsky

banner CEP 01 click aqui

Comentarios

Algo para decir?

Usted debe estar logueado para escribir un comentario.