La sede de Alibaba en Hangzhou, Zhejiang. Reuters

BEIJING (EFE Dow Jones) — Alibaba Group Holding Ltd anunció el miércoles que planea invertir US$1.000 millones en computación en la nube en todo el mundo en un intento por competir con Amazon.com Inc en los servicios por internet.

El gigante chino del comercio electrónico dijo que una parte del dinero se utilizará para crear centros de datos en Oriente Medio, Japón y Europa. La división de computación en la nube de Alibaba, Aliyun, abrió su primer centro de datos en el extranjero este año en Silicon Valley y planea abrir otro en la costa este estadounidense.

Los fondos también se usarán para expandir y apoyar la red de socios de telecomunicaciones y tecnología de Alibaba, que actualmente incluye a Intel Corp y a Singapore Telecommunications Ltd, señaló la compañía.

“Esta inversión adicional de US$1.000 millones tan sólo es el comienzo”, dijo Daniel Zhang, presidente ejecutivo de Alibaba, en un comunicado. “Confiamos en que Aliyun faculte continuamente a clientes y socios con nuevas habilidades y ayude a las empresas a mejorar su infraestructura básica”.

La mayoría de clientes de Aliyun son empresas chinas que operan fuera de la China continental, dijo la semana pasada Simon Hu, presidente de Aliyun.

cloud computingAunque no le resultará fácil atraer a los clientes estadounidenses no familiarizados con la marca y sus ofertas, Hu dijo que Aliyun aspira a convertirse en un competidor serio de la división de computación en la nube de Amazon.com Inc, Amazon Web Services.

“A Amazon le llevó 10 años llegar a donde está hoy”, indicó Hu la semana pasada. “Aliyun acaba de cumplir seis años y confiamos en alcanzar o superar a Amazon en tres o cuatro años”.

Lectura recomendada:  El impacto de la Nube en la economía global

El naciente mercado en la nube de China crece rápidamente, según la consultora Bain & Co. En un informe este mes, previó que el gasto en operaciones en la nube en China podría llegar a US$20.000 millones para 2020, frente a US$1.500 millones en 2013. La firma de análisis IDC estima que en todo el mundo, el gasto en servicios en la nube ascenderá a US$118.000 millones este año.