Capitalismo concentrado

septiembre 26, 2016 · Imprimir este artículo

El capitalismo se concentra más

La innovación revierte la ley de rendimientos decrecientes del capitalismo, que lo empuja a un estancamiento secular.

Por Jorge Castro.

Jorge CastroLas 100 mayores compañías norteamericanas generaban 33% del PBI en 1994, y ese porcentaje había trepado a 46% en 2013. Los 5 principales bancos de EE.UU. disponían de 25% de los activos financieros en 2000 y los duplicaron en 2013.

Ford, General Motors y Chrysler disponían de un nivel combinado de capitalización de US$36.000 millones en 1990, en tanto ocupaban a 1,2 millones de trabajadores. Apple, Microsoft y Amazon superaban una capitalización de US$1 billón en 2014 y tenían 137.000 empleados, la mitad fuera de EE.UU.

El año pasado, las compras y fusiones (M&A), instrumento que utilizan las empresas transnacionales (ETN) para realizar el proceso de concentración/centralización, fueron récord histórico, y alcanzaron a US$4,7 billones. Excedieron el PBI de todas las naciones salvo dos: EE.UU. y China.

El valor de las M&A creció más de 30% respecto a 2014 (US$3,4 billones) y dejó atrás el récord de 2007 (US$4,3 billones), tendencia que culminó la semana pasada con la compra de Monsanto por Bayer en US$66.000 millones.

La concentración en el capitalismo se acentúa cuando la competencia se acelera, y la forma de competir es a través de la inversión de capital. La empresa que no dispone de las sumas necesarias para hacerlo quedará fuera del mercado o será adquirida.

El incentivo fundamental para intensificar el proceso de concentración no es la necesidad de aumentar las operaciones frente a un mercado mundial en expansión, sino que responde al imperativo de innovar, que es la forma de competir en el capitalismo avanzado. Esto obliga a multiplicar las inversiones de capital, sobre todo en investigación científica y tecnológica (I&D).

La concentración no disminuye la competencia, sino que, por el contrario, la exacerba. Es lo que sucede cuando estalla una nueva revolución tecnológica, como pasa con la “nube” o cloud computing en el momento actual.

Lectura recomendada:  Estados Unidos tracciona el crecimiento global

En una etapa de revolución tecnológica el mercado que importa es el que todavía no existe, aunque está configurado en el terreno de lo posible. Facebook compró WhatsApp en US$22.000 millones en 2014, para utilizar sus servicios de mensajería en los 1.400 millones de usuarios que tendría en 2020 (el plantel de WhatsApp eran 99 empleados en 2014).

El costo marginal de ampliar los nuevos mercados virtuales es prácticamente cero. De ahí que las ETN high-tech realicen toda su inversión en capital, porque éste es el nuevo mercado. Mark Zuckerberg dice: “Hay que moverse rápido y quebrar cosas”. El capitalismo avanza por el lado de la oferta, no de la demanda. La regla es que la oferta crea su propia demanda.

La industria high-tech desató un nuevo ciclo de inversiones y desde sus plataformas hiperconectadas se dirigen a transformar actividades enteras. Más de medio millón de personas utilizan ya los servicios financieros de Alibaba (Alipay), y Amazon/AWS se ha propuesto transformar los medios de comunicación (Washington Post).

Esta tendencia a la concentración se revela en los siguientes datos: AWS tiene más de 1/3 del mercado de cloud computing en el mundo y Google procesa 4.000 millones de búsquedas por día. Ambas compañías crecen 50% por año.

Cada una de las 100 mayores ETN estadounidenses controla 20 holdings y dispone de 500 asociadas o afiliadas que operan en no menos de 50 países (UNCTAD) y es la cabeza de una cadena global de producción, en constante proceso de competencia e integración con las restantes cadenas globales de valor. Los ingresos de General Electric (GE) fuera de EE.UU. ascendieron a US$4.800 millones en 1980, y treparon a US$65.000 millones en 2015.

La innovación es lo que revierte la ley de rendimientos decrecientes del capitalismo, que lo empuja a un destino inexorable de estancamiento secular. El mundo que viene –concentración mediante– es cada vez más complejo, diferenciado y rico.

Fuente: Clarín, 25/09/16.

economía global

.

.

banner CEP 01 click aqui

Comentarios

Algo para decir?

Usted debe estar logueado para escribir un comentario.