Así construyó su millonaria fortuna Jim Ratcliffe, el británico que 'transforma en oro' lo que otros descartan

.

Jim Ratcliffe tiene una de las fortunas más grandes del Reino Unido. Es conocido por sus técnicas para ganar mucho dinero con lo que otros descartan. Este hombre, nacido en Mánchester, logró hacerse con una fortuna de 28.000 millones de dólares a través del método de compra y venta de unidades que otras grandes empresas ya no querían o necesitaban.

Básicamente los productos químicos y materias primas que están presentes en muchos productos alrededor del mundo fueron creados en su compañía, dentro de unas instalaciones que, en un pasado, pertenecieron a la gigante British Petroleum (BP). Y solo le tomó unos 20 años amasar ese enorme capital.

¿Cómo lo hizo?

Hoy en día Ratcliffe tiene 65 años, pero desde joven tuvo contacto con el mundo de los productos químicos. En 1974 se graduó en la Universidad de Birmingham como ingeniero químico. Durante un tiempo formó parte de BP, para luego saltar a Esso, otra gran industria petrolera. Allí laboró como aprendiz de contador.

Después de obtener un MBA (Master of Business Administration) de London Business School, inició labores en Courtaulds, una productora de telas y productos químicos. Ya para el año 1989 dio un giro a su carrera, cuando se unió a Advent International, una empresa de capital de riesgo estadounidense. Esta última fue un trampolín para Ratcliffe, pues incursionó en el mundo de las negociaciones y adquirió los conocimientos para cerrar tratos exitosos.

Jim Ratcliffe tiene una de las fortunas más grandes del Reino Unido
“Tuve que poner el 100% del capital que tenía en ese momento: la casa, los ahorros e incluso mi esposa e hijos”, contó Ratcliffe cuando empezó el negocio.
.

Una jugada de alto riesgo

Tres años después ya formaba parte de una sociedad, que basó sus negocios en una estrategia que, con el tiempo, se convertiría en muy popular. En 1992 junto con John Hollowood, otro empresario, tuvo la idea de comprar la división de productos químicos de BP, de la que una vez formó parte, en Hyte, Inglaterra. El trato se cerró por 54 millones de dólares.

La recién comprada empresa creció rápidamente. Para 1994 cotizó en la bolsa de Londres y, en esa época, estaba valorada en unos 135 millones de dólares. Ratcliffe calificó la compra como una “jugada de alto riesgo”.

Durante una entrevista concedida a la London Business School, el empresario británico comentó que cuando comenzó su negocio tuvo que poner todos sus bienes “sobre la mesa”. Es decir, tuvo que invertir el 100% del capital que poseía para el momento, lo que incluía su casa y ahorros. “Incluso a mi esposa e hijos”, dijo.

Inspec, que era el nombre de la empresa de Ratcliffe, también adquirió la división de productos químicos de BP en la ciudad belga de Amberes. El oriundo de Mánchester no se conformó y, tras dejar Inspec, formó su propia firma en 1998. Ineos, la compañía naciente, compró el negocio belga por 120 millones de dólares. En la actualidad Ineos vale alrededor de US$ 47.000 millones.

En la actualidad Ineos vale alrededor de US$ 47.000 millones
Jim Ratcliffe logró armar su fortuna en solo 20 años.
.

Tiene presencia en 22 países, con 181 operaciones, lo que genera ventas alrededor de 60.000 millones de dólares; y cuenta con unos 18.500 empleados. El negocio de Ratcliffe es el de las materias primas que se usan en, básicamente, todo: alimentos, medicamentos, embalaje de artículos, teléfonos móviles, muebles y demás.

Lectura recomendada:  Sylvia Bloom, la secretaria que donó más de seis millones de dólares a los estudiantes

Ratcliffe avanzó rápidamente en el mundo empresarial gracias a la decisión que tomó de que su empresa, de la cual posee un 60%, no cotice en la bolsa. Esto quiere decir que no tiene que consultar con accionistas una decisión antes de tomarla.

Ineos compró alrededor de 20 operaciones de grandes compañías durante sus primeros 10 años de existencia. Entre las más populares se encuentran BASF, el fabricante alemán de productos químicos; así como la estadounidense Dow Chemical e ICI, del Reino Unido.

Ventas cuadruplicadas

Entre los acuerdos más importantes que ha conseguido cerrar Ineos se encuentra la adquisición de Innovene. Esta es otra de las marcas que Ratcliffe negoció con BP, por alrededor de 6.500 millones de dólares en el año 2005.

Ineos
La petroquímica Ineos está valuada en US$47.000 millones.
.

Las ventas se cuadriplicaron de un día para otro. Ineos pasó a generar ventas de 24.000 millones de dólares, lo que devino en la contratación de más personas, cuya cifra total pasó a ser, en ese momento, de 15.000 personas.

La planta petroquímica y la refinería de Grangemouth, de Escocia, pasaron a ser parte de Innovene. En 2013 esto produjo un escenario de enfrentamientos entre sindicatos, que amenazaban con irse a huelga para exigir salarios y pensiones.

El apodo de “Dr. No”, el villano de James Bond, que le dieron a Ratcliffe, provino de esta disputa. El empresario era conocido por sus firmes técnicas de negociación. Todo el inconveniente llevó a que se anunciara el cierre de la planta petroquímica y se recortaran más de 800 puestos de trabajo.

No fue sino hasta que el sindicato Unite estuvo de acuerdo con la ejecución de un plan de emergencia, que invertiría una cuantiosa suma para mantener la planta abierta, que se revocó la decisión. Los 404 millones de dólares sostuvieron las operaciones de la petroquímica.

A pesar de haber amasado una de las fortunas más grande de Reino Unido, Ratcliffe mantiene su compañía en expansión constante con la adquisición de negocios, como la compra del Sistema de Oleoductos de BP, que distribuye un 40% del petróleo y gas del Mar del Norte. También invirtió en el fracking(fracturación hidráulica), que son técnicas para aumentar la extracción de petróleoy gas del subsuelo.

Land Rover Defender
El magnate de los productos químicos Jim Ratcliffe ideó un plan para resucitar al Land Rover Defender.
.

Por concepto de fracturación hidráulica, Ineos se comprometió a invertir unos 877 millones de dólares. En 2016 generó revuelo en el mundo empresarial cuando hizo un primer envío de gas de esquisito desde Estados Unidos a Reino Unido.

Pero Ratcliffe no se ha limitado a los productos químicos, en 2016 quiso ampliar sus horizontes al mundo automotriz, luego de anunciar la inversión de 810 millones de dólares para la construcción de un nuevo coche inspirado en el Land Rover Defender. Pero esa idea se suspendió.

No obstante, sí incursionó en otro campo diferente: el de la ropa. Ineos compró Belstaff, una compañía que fabrica ropa de motocicletas. Estas prendas de lujo fueron usadas por figuras como Steve McQueen, actor; y modeladas por el famoso futbolista David Beckham. Y, en su diversificación, compró un equipo de fútbol: el suizo FC Lausanne-Sport.

Aunque estos negocios pudieran ser catalogados como desechables, está claro que Ratcliffe considera que tienen algún potencial.

Fuente: Grandes Medios, 2018.


Vincúlese a nuestras Redes Sociales:

Google+      LinkedIn      YouTube      Facebook      Twitter


Cómo lograr su Libertad Financiera

.

.