Ricardo Echegaray: Espionaje al servicio del Latrocinio Kirchnerista

mayo 20, 2016 · Imprimir este artículo

Desde la AFIP, Echegaray espió a Macri y a su entorno

Por Marcelo Bonelli.

El actual titular de la Auditoría violó el secreto fiscal.

Otoñal. Ricardo Echegaray se retira de los Tribunales Federales de Retiro, el 6 de mayo. FOTO PEDRO LAZARO FERNANDEZ

Ricardo Echegaray se retira de los Tribunales Federales de Retiro, el 6 de mayo.

Ricardo Echegaray espió en forma ilegal a Mauricio Macri y a todo el entorno del actual Presidente de la Nación.

Ricardo Echegaray, funcionario corrupto.

Ocurrió durante el segundo semestre del año pasado, con la ayuda de un “grupo de tareas” adicto a Echegaray que filtró en forma ilícita el sistema informático secreto de la AFIP.

El ex jefe del organismo aceleró los trabajos entre octubre y noviembre. La búsqueda de información confidencial, secreta y privada del actual Presidente, se hizo con un severo agravante: ninguna de las figuras afectadas por el espionaje ilegal eran “contribuyentes en fiscalización o con investigación previa a una fiscalización.” Echegaray extendió la maniobra al entorno de Macri, como su propia mujer Juliana Awada, y amigos de su circulo íntimo como Nicolás Caputo, Angelo Calcaterra y Cesar Tortorella.

Clarín confirmó que la grave filtración que se llevó adelante fue ratificada a través de una auditoría interna de la propia AFIP.

La información está bajo estricto secreto por su gravedad. En sus conclusiones –en poder de solo tres actuales funcionarios de la AFIP– se desprende que Echegaray había creado una “área especifica” para conocer secretos patrimoniales y movimientos económicos de políticos, banqueros, empresarios e integrantes de la Justicia.

Alberto Abad, el hermético jefe actual de la AFIP, calificó en la intimidad a la maniobra de Echegaray como “una verdadera fábrica de dossier.” Para eso su antecesor trabajó con Guillermo Michel con una consigna: se cerraba una oficina al ingresar a ella el grupo encargado de bajar datos sensibles de un conjunto de contribuyentes.

La auditoría interna confirmó que también se sacó información confidencial de Elisa Carrió, Margarita Stolbizer, Martín Lousteau, Eduardo Amadeo y el juez Claudio Bonadio.

ricardo-echegaray-tapandose-la-bocaTambién hubo empresarios que sufrieron espionaje; entre ellos, Jorge Brito y Héctor Méndez, que fueron titulares de Adeba y la UIA.

Ahora la AFIP tendría decidido hacer a la brevedad una denuncia penal contra Echegaray y todo su equipo por el espionaje ilegal del sistema y la ruptura del secreto fiscal con fines de persecución política.

Echegaray –se especula y comenta– montó esa “fabrica de dossier” con la intención de presionar a los afectados, obtener favores políticos y buscar protección en el llano. Logró que la Justicia en un trámite exprés le cerrara una serie de causas antes de diciembre y, en forma increíble, la conducción de Cambiemos evaluó seriamente dejarlo al frente de la AFIP después del triunfo de Macri. Al final se refugió en la Auditoría General de la Nación.

El problema de las filtraciones ya está en conocimiento de la Justicia y en tribunales sensibles: los datos los tienen los jueces Sebastían Casanello y Claudio Bonadio, y el fiscal Gerardo Pollicita.

En esas causas declararon dos funcionarios jerárquicos de la actual AFIP: Juan Santos, jefe de Grandes Contribuyentes, y Jaime Mecikovsky titular de DGI Interior. Ambos –en sede judicial– habrían dado precisiones y revelado cómo se hicieron las tareas ilegales. Uno de ellos identificó las computadoras y los funcionarios que realizaron las capturas de los datos de Macri, su entorno y los otros políticos.

Lectura recomendada:  Brasil: Mientras un periodista denunciaba corrupción por radio, lo asesinaron

También se conoció que en la AFIP de Echegaray trabajó –sin función asignada– una señorita a la que se le adjudicaba una relación sentimental con Lázaro Báez.

Kirchner_presidenteEchegaray tiene aún “topos” en el organismo y está al tanto de que descubrieron su maniobra. Por eso armó un insólito relato: acusa a los actuales funcionarios de la AFIP de lo que se hizo durante sus últimos seis meses de gestión. Para eso tiene el apoyo de los medios de Cristóbal Lopez. El “zar del juego” fue un protegido durante su gestión.

Es una reacción similar a la de Cristina Kirchner y Axel Kicillof, después del procesamiento de Bonadio. Existen testimonios concluyentes de cómo el ex ministro (Axel Kicillof) intervino en la maniobra con dólar futuro.

Está confirmado –en Tribunales– que Kicillof mantuvo varias conferencias telefónicas para llevar adelante el fraude. Una fue con Alejandro Vanoli, con el entonces titular de la CNV, Cristian Girard, y el presidente del Rofex, Luis Herrera. El ex ministro daba las órdenes e invocaba a Cristina.

Ahora Kicillof anda preocupado por otra causa: está muy comprometido junto a Julio de Vido en la compra de barcos con gas. Se habla de sobreprecios por 3.000 millones de dólares.

Elisa Carrió confía entre sus íntimos que Mauricio Macri se comprometió a “ir a fondo” con la corrupción.

Gustavo Posse también es interlocutor habitual del Presidente. Durante una tertulia de colegas, el intendente de San Isidro contó algo similar y dijo que Macri está dispuesto a tomar las decisiones duras que permitan aumentar la inversión en la Argentina.

Antes tiene que resolver los problemas que generan las internas de ministros y la parálisis que existe en algunos organismos. La cuestión ya provocó sacudones fuertes, por ahora sofocados. “Hay ministerios que no arrancan como el de Turismo”, dicen fuentes oficiales.

Está confirmado que el estratégico ministro de Agricultura ya renunció dos veces a su cargo. Ambas fueron en forma oral y ante el propio Macri. La última, hace diez días. Ricardo Buryaile, aseguran, está cansado de las internas que le arma Ricardo Luis Negri y por eso quiere dejar el Gobierno. Ricky Negri, el secretario de Agricultura, controla la estructura del Ministerio y le responden todos los funcionarios que surgieron de la Fundación Pensar. Le bloquea las decisiones a Buryaile. Y puede haber un portazo.

Fuente: Clarín, 20/05/16.


Más información:

Cómo nos estafaba la AFIP de los Kirchner

El libro que desnuda la corrupción de Ricardo Echegaray

El manto de complicidad que ocultó la corrupción Kirchnerista

Echegaray AFIP Nik 2012 09

 

banner CEP 01 click aqui

Comentarios

Algo para decir?

Usted debe estar logueado para escribir un comentario.