Estafas con criptomonedas, récord en 2019

febrero 11, 2020

Las estafas con criptomonedas superaron los USD 4.000 millones en 2019

El método principal es el esquema piramidal: sólo seis representaron el 92% de total de los fraudes. Según un informe de Chainanalysis, el lavado de dinero, el ransomware, el hackeo, los mercados de la red oscura y el financiamiento del terrorismo son los demás rubros del cripto delito.

PlusToken fue uno de los seis esquemas piramidales que concentraron el 92% de los USD 4.300 millones de estafas con criptomonedas en 2019.
PlusToken fue uno de los seis esquemas piramidales que concentraron el 92% de los USD 4.300 millones de estafas con criptomonedas en 2019.

2019: El año de la estafa piramidal”: así calificó Chainanalysis, una compañía de análisis de blockchain que realiza investigaciones para bancos, empresas y gobiernos del mundo, en su Informe 2020 sobre cripto delito. El estudio encontró que, además, las estafas con criptomonedas crecieron a toda velocidad y llegaron hasta al menos USD 4.300 millones el año pasado, más que las de 2017 y 2018 sumadas, que totalizaron USD 3.000 millones.

Según el informe, “2019 fue el año más importante para los fraudes con criptomonedas hasta el momento. Luego de una caída en los ingresos por estafas en 2018, los timadores triplicaron y más sus ingresos en 2019”, detalló Chainanalysis. Eso implicó millones de víctimas. “La gran mayoría provino de esquemas piramidales”, siguió; no obstante, subrayó que “los scams con extorsión también crecieron significativamente por segundo año consecutivo, casi cuadruplicando si total de USD 22,5 millones en 2018”. Esa clase de estafa representa una proporción pequeña del total pero “son una amenaza aterradora que afecta a gente fuera del ecosistema de las criptomonedas”.

La cifra más impresionante, sin embargo, es que sólo seis esquemas piramidales concentraron el 92% del total de USD 4.300 millones.

PlusToken prometía hacer realidad los sueños y ofrecía ganancias de entre el 6% y el 18% mensuales.
PlusToken prometía hacer realidad los sueños y ofrecía ganancias de entre el 6% y el 18% mensuales.

The Wall Street Journal (WSJ) contó la historia de una víctima de uno de esos seis grandes fraudes. Seo Jin-ho, un agente de viajes de Corea del Sur, escuchó a una colega hablar sobre PlusToken, una plataforma que negociaba bitcoin y otras criptomonedas. Ella estaba entusiasmada: se podía ganar 10% por mes. Seo invirtió, para probar, USD 860. Como sus fondos crecían aceleradamente, su escepticismo cedió. En menos de cinco meses había centuplicado su apuesta inicial.

“Pensaba, ¿para qué voy a dejar el dinero en el banco?”, explicó a WSJ. Iba a conferencias de PlusToken, le contó a sus amigos, con la fe de un converso.

En junio de 2019, cuando Seo sólo había retirado USD 500 de sus USD 86.000 en criptomonedas, las autoridades chinas arrestaron a seis personas que se suponía que administraban PlusToken desde la República de Vanuatu, un archipiélago en el sur del océano Pacífico, por realizar un monumental scam. “El sitio dejó de funcionar”, resumió WSJ. “La gente no pudo sacar su dinero. Seo, y una miríada de otros como él, perdieron el acceso a todo”.

Los seis ciudadanos de China detenidos por las autoridades del país en el caso PlusToken.
Los seis ciudadanos de China detenidos por las autoridades del país en el caso PlusToken.

Entre el silencio de las autoridades tanto de China como de Vanuatu, en octubre un video de YouTube mostró a un hombre, llamado Leo, que se presentó como el director ejecutivo de la plataforma de inversiones en criptomonedas, diciendo: “Todo está bien”. Fue lo último que se supo de PlusToken. Se calcula que robó a sus víctimas unos USD 2.000 millones.

Los datos que recogió Chainanalysis le permitieron “ver que los esquemas piramidales están impulsados por las ganancias relativamente grandes que obtiene una alta cantidad de usuarios”. Detalló: “Se hicieron más de 2,4 millones de transferencias de individuos a esquemas piramidales, una cantidad que se vuelve más increíble cuando se advierte que la información refleja sólo seis” durante 2019. La cifra, además, es una estimación que podría cambiar radicalmente ya que las investigaciones criminales están abiertas todavía: “Algunos informes de medios indican que sólo el fraude de Plus Token llegó a 3 millones de víctimas”.

El trabajo incluyó otros rubros de cripto delito, como el lavado de dinero, el ransomware, el hackeo, los mercados de la red oscura y el financiamiento del terrorismo, y estimó que seguirán evolucionando porque las propias criptomonedas seguirán evolucionando: ya el 35% de los millennials y el 18% de los estadounidenses de todas las edades han comprado criptomonedas; grandes entidades financieras como JP Morgan Chase son parte de la operación y comercios muy populares, como Amazon y Starbucks, permiten pagar en bitcoin, destacó Chainanalysis.

Las transacciones en criptomonedas aumentaron un 13% en 2019 comparadas con 2017.
Las transacciones en criptomonedas aumentaron un 13% en 2019 comparadas con 2017.

Pero si bien “la naturaleza descentralizada, semi-anónima, de la criptomoneda la convierte en una opción singularmente atractiva para los delincuentes”, reconoció, también es de una transparencia inherente: “Cada transacción se registra en un libro contable públicamente accesible. Con las herramientas adecuadas, podemos ver cuánto de toda la actividad con criptomoneda se asocia al delito, observar en detalle los tipos de crímenes que dominan el ecosistema y compartir los resultados con las autoridades y la industria para reducir su impacto”.

Kim Grauer, titular de investigaciones de la compañía de análisis de blockchain, explicó a WSJ que el año pasado se destacó “un enorme crecimiento” en las estafas “que imitan las oportunidades de inversión”. El modo en que sucedió fue porque se volvieron más sofisticadas y más grandes en volumen, y llegaron al público general, donde hay inversores crédulos. Y aunque el valor en dólares de las transacciones en bitcoin se ha mantenido sin cambios, las transacciones aumentaron un 13% en 2019 comparadas con 2017.

Según Chainanalysis, tres tendencias identifican al cripto delito actualmente, a partir de los datos de 2019 y su proyección para este año:

Varios videos en YouTube todavía promueven a PlusToken, que resultó un esquema piramidal.
Varios videos en YouTube todavía promueven a PlusToken, que resultó un esquema piramidal.

1. El cripto delito se comienza a parecer al delito de guante blanco: “Cuando pensamos en delito de guante blanco, probablemente pensamos en un pequeño grupo de ejecutivos que abusan del poder de su posición o utilizan información privilegiada para enriquecerse. Créase o no, el cripto delito funciona del mismo modo en buena medida. Se trata de grupos criminales fuertemente unidos que defraudan a millones en esquemas piramidales descarados o hackers de élite que ingresan a los mercados de intercambio, hallamos que la mayoría de las criptomonedas obtenida mediante actividades criminales va a un segmento pequeño pero poderoso de delincuentes”.

2. El lavado de dinero es clave en estas operaciones: “Es el denominador común entre todas las formas de cripto delito, porque cada delincuente que gana criptomonedas ilegalmente en algún punto necesitará oscurecer los orígenes de sus tenencias para convertirlas en efectivo. Así que a nadie puede sorprender que existan servicios y redes de gran sofisticación diseñados para hacerlo”.

3. Las estafas son la amenaza mayor: “Los scammers se aprovechan de la posición singular que las criptomonedas tienen hoy ante el público: la mayoría de la gente ha escuchado hablar de ellas y muchos creen que tiene el potencial de ganar dinero velozmente. Pero muchas de estas personas, a la vez, desconocen la industria como para no poder detectar un engaño, lo cual los convierte en objetivos perfectos”.

Se calcula que PlusToken robó USD 2.000 millones a las víctimas de su gran timo.
Se calcula que PlusToken robó USD 2.000 millones a las víctimas de su gran timo.

PlusToken “tenía un sesgo futurista en los materiales que el grupo publicaba”, según WSJ, “pero funcionaba como un clásico esquema piramidal”. Las personas abrían cuentas en la plataforma e invertían an bitcoin, ethereum y otras criptomonedas; luego PlusToken supuestamente las movía en su beneficio, y les prometía grandes ganancias.

“Los presuntos criminales organizaron encuentros y conferencias. Presentaron a un hombre ruso, rubio, conocido solamente como Leo, como su director ejecutivo, y trataron de promoverlo como una celebridad. Seo dijo que le dijeron que había sido un desarrollador de inteligencia artificial en Google”, por ejemplo; un grupo de Facebook llamado PlusToken Alliance publicó una foto donde se veía a Leo con el príncipe Carlos en Londres, durante una recepción benéfica.

Leo, presentado como director ejecutivo de PlusToken, sin apellido.
Leo, presentado como director ejecutivo de PlusToken, sin apellido.

“El marketing agresivo dio resultado. Chainanalysis rastreó 180.000 bitcoins, 6,4 millones de ether y 110.000 tether que pasaron por las billeteras de PlusToken. Al calcular los precios en los distintos momentos en que los inversores depositaron los fondos, sumaban unos USD 2.000 millones. Parte de ese dinero parece haber sido pagado a los inversores tempranos, pero Chainanalysis dijo que buena parte fue transferido a billeteras que probablemente pertenecían a los propios operadores”.

Seo se encuentra entre los más de 200 inversores que comenzó una demanda en Seúl contra PlusToken. Otros en el grupo creen que en algún momento sus fondos reaparecerán.

Fuente: infobae.com, 11/02/20.

Más información:

Esquema Ponzi catalán

Ponzi, Madoff, Blaksley: Variaciones de la estafa piramidal

Eugenio Curatola: El Madoff argentino

R. Allen Stanford es condenado a 110 años de prisión

.

.

Esquema Ponzi catalán

enero 15, 2020

El madoff catalán, estafador por “obligación”

Antonio Mas: “Nadie en 12 años se ha dignado a llamar a Coca-Cola o a Repsol. En el momento que uno solo hubiese llamado a uno de esos clientes, hubiese saltado todo”


Por Carlota Guindal.

Antonio Mas estafó cerca de 300 millones de euros a miles de inversionistas durante una década. Sus principales perjudicados fueron miembros de la burguesía catalana, empresarios, dueños de sicavs, altos cargos de inmobiliarias, deportistas o ricos de cuna. También de otros lugares de España. Vieron el negocio de Publiolimpia, una empresa que ofrecía una alta rentabilidad, que a veces superaba el 12% de beneficio, por espacios publicitarios. El negocio era sencillo y rentable. El único problema es que era un fraude. Cuando la gran mentira se hizo insostenible, el propio Mas acudió a los Mossos d’Esquadra a autodenunciarse. Se había tirado a una “piscina sin agua”, como él mismo reconoce, y finalmente se había estrellado.

La farsa no se sostuvo. Era una estafa piramidal de libro. Decía tener espacios con empresas de comunicación, como Mediaset o Atresmedia, que a su vez ofrecía a grandes clientes. Repsol, Coca-Cola, Samsung, Hawuei, Nintendo, o Movistar, entre otros. Lo que se le ocurriera. Daba igual e nombre de los clientes porque eran falsos.

A los inversores se les iba pagando sus beneficios con la entrada de más dinero de nuevos inversores. El negocio iba bien mientras seguía habiendo flujo de dinero. Una vez que se frena o algún inversor reclama recuperar toda su cantidad, el castillo de naipes se hunde. Y eso fue lo que ocurrió.

“Me amenazaron”

Él mismo se lo ha relatado detalladamente al juez de la Audiencia Nacional Alejando Abascal, que le tiene investigado por los delitos de estafa y blanqueo de capitales, en una declaración a la que ha tenido acceso La Vanguardia. El fiscal inició su interrogatorio con una pregunta sencilla. ¿Por qué lo hizo? El dueño de Publiolimpia, más conocido como el ‘madoff’ catalán por la gran estafa cometida, se justificó: “No paraban de atosigarme, de amenazarme, no paraban de presionarme muchísimo, y al final me vi obligado a cometer toda una serie de irregularidades que conllevaron a toda esta situación que nos encontramos ahora”.

Segunda pregunta obligada. ¿Quién le amenazó? “Luis Pascual Franquesa y Carlos Campdelacreu”. El primero es el hijo del famoso juez condenado por corrupción Luis Pascual Estevill. Antonio Mas, inició su vida profesional como técnico de RTVE. Decidió montar una empresa, Ata Producciones, y fue en ésta donde se asoció con los dos anteriores. De golpe y porrazo empezaron con inversiones muy grandes de dinero.

Sete Gibernau como inversor

Uno de sus inversores era Sete Gibernau, el corredor de motos. Estaba en un proceso de separación con su esposa, y lo que intentó de alguna manera es esconder su dinero. Mi sorpresa fue cuando un día apareció Luis Pascual y me dijo que tenía 11 millones de euros para invertir”, relató Mas al juez el pasado 3 de diciembre.

Sete Gibernau en el Circuito de Catalunya, en junio de 2015
Sete Gibernau en el Circuito de Catalunya, en junio de 2015 (GTY)

A raiz de esa inversión, sus dos socios le reclamaron 18 millones de euros. “Recibo la visita de dos sicarios en mi despacho. Venían de una oficina de reclamaciones de impagados desde Colombia”, explica. “Me pusieron un cuchillo aquí y apretaron de lo lindo. Afortunadamente el cuchillo no traspasó nada más, aparte de pegarme cuatro mamporrazos, tirarme al suelo y ya está. Me dijeron, ‘te vamos a matar si no pagas, los 18 millones, mañana venimos a buscarlos’”.

El origen: 18 millones de deuda

Fue entonces cuando creó Publiolimpia. Su único fin era captar inversores para, con su dinero, pagar la deuda con sus dos socios. Necesitaba 18 millones de euros.

En un escrito de la Fiscalía, que consta en el sumario judicial al que ha tenido acceso este diario, se detalla cómo Mas “para saldar la deuda con los primeros inversores y poder pagarles los intereses pactados, el investigado fue recurriendo a nuevo capital, lo que le supuso cada vez un mayor endeudamiento hasta que para poder continuar con su actividad empresarial simuló de la forma relatada que su empresa gestionaba espacios publicitarios”.

“De esta forma, el investigado sería autor de una estafa piramidal y falsedad documental que habría afectado a numerosos grupos de inversores, tras los que encontramos miles de perjudicados en todo el territorio nacional y algunos en el extranjero, ascendiendo el perjuicio causado a centenares de millones de euros, -sin perjuicio de que siendo muchos de dichos inversores extranjeros que operarían desde paraísos fiscales, dicha operativa también implicaría la comisión de delitos contra la Hacienda Pública y blanqueo de Capitales”, recoge.

“No he ganado nada”

El negocio se le fue de las manos. Él reconoce que ingresó 200 millones de euros, aunque la Fiscalía cifra la estafa en cerca de 300 millones. Sin embargo, sostiene que devolvió 198 millones a los inversores. “El único capital que había está bloqueado en las cuentas. 860.000 y 750.000 euros. Yo no he ganado nada”, espetó en su interrogatorio. Aseguró que no tiene yates y que vive de alquiler. Según él, no tiene nada.

Mas reconoce que falsificó contratos con grandes compañías. Se lo inventó. El dinero se quedaba en la cuenta y no se movía. Nunca fueron a ninguna campaña de publicidad porque no existían. Ha tenido conocimiento a posteriori, que detrás de esos grupos de inversión “son gente de muy altísimo nivel”. Pero, a su juicio, de ellos también es la culpa: “Nadie en 12 años de todos los que están aquí representados se ha dignado a llamar a Coca-Cola, nadie, o a Repsol, nadie. Nadie. En el momento que uno, uno solo, hubiese llamado a uno de esos clientes, hubiese saltado todo, nadie. Y hay gente…”, advirtió a todos los abogados presentes en su interrogatorio.

Tres años de investigación

(LVE)

La Audiencia Nacional acaba de reactivar esta investigación, después de que se iniciara en 2017, tras la denuncia puesta por el propio Antonio Mas contra él mismo. El asunto arrancó en el Juzgado de Instrucción número 31 de Barcelona pero debido a las grandes cantidades presuntamente estafadas se trasladó a la Audiencia Nacional. En la firma de uno de sus negocios, mientras esperaba en la notaría, esperó sentado “porque en cualquier momento yo estaba seguro que o iba a aparecer la policía o algo. Era inaudito lo que estaba pasando”. Él mismo reconoce al juez que la estafa era clamorosa. Falsificó la firma de sus clientes, como por ejemplo de Repsol, para seguir con aquella mentira.

El llamado ‘madoff’ catalán relató cómo su negocio era, de cara al exterior, un gran éxito. De ahí, que una empresa dedicada a la gestión de facturas, Finalter, se puso en contacto con él para ofrecerle una línea de crédito de 50 millones de euros. “Ese tema es realmente esperpéntico”, recordó a preguntas del fiscal, a quien quiso detallarle milimétricamente lo que ocurrió con esa empresa.

Un negocio “inviable”

Era 2015, dos años antes de que saltara el escándalo, y un responsable de aquella empresa le ofreció hacer negocios juntos. “Me dijeron, nosotros te podemos ofrecer financiación para el descuento de facturas. Evidentemente cuando me hablan de descontar facturas como no son reales no le puedo llevar una factura a descontar”, explicó.

Según apuntó, inicialmente rechazó el negocio porque parte del contrato era el deber de enseñar al cliente la factura que después sería gestionada por esa empresa. Esas facturas, como él mismo reconoce, no existían porque no había negocio, así que era “inviable”.

Sin embargo, todo cambia cuando se ve en la tesitura de tener que devolver a un inversionista de Publiolimpia 300.000 euros. “Me veo agobiado porque tengo unos vencimientos de unos inversionistas que no puedo atender, no tengo capital. Ante esta situación me lanzo a la piscina sin agua, por así decirlo”.

“Falsifiqué las firmas”

Lo primer que hace es falsificar una factura de Repsol y enviársela a Finalter. “Yo evidentemente sólo pensaba que en cualquier momento iban a llamar diciendo ‘oye de que va estar historia’. Y no, no. No solo no llaman, sino que me convocan en una prestigiosa notaria de Madrid a firmar el primer contrato. Me mandan la primera adenda famosa donde el cliente tiene que firmar reconociendo que ha recibido la factura. Evidentemente falsifico esa firma. Y se la vuelvo a remitir a ellos”, recuerda.

Les prometo a todos los que esta aquí que no entendía nada de nada. Me voy para Madrid. Tengo en mi mano la factura y la adenda modificada, falsificada, bueno firmada por mi. Me siento en la puerta de la notaria porque en cualquier momento yo estaba seguro que o iba a aparecer la policía o algo. Era inaudito lo que esta pasando”.

Esta estafa dejó un listado de afectados, que se agrupan en diversos grupos de inversores, como el grupo San Martí, el grupo Boceta Villagrá, grupo Danta, grupo Hortalá, grupo Gonzalbo, grupo Vitaly, grupo Capdevila o grupo Calber, ente otros.

Ocultación de fondos

La suma actual de afectados de forma directa e indirecta sería, según la Fiscalía, de aproximadamente unos 1.120 afectados, repartidos entre Catalunya, Valencia, Madrid, Asturias, Aragón, Navarra, Islas Baleares, Andalucía y Galicia. Así mismo, el Ministerio Público cuenta con información de que podría haber víctimas de otros Estados como Andorra, Reino Unido, Suiza, Francia o Luxemburgo.

A pesar que fue el propio Antonio Mas quien decidió dar el primero paso y denunciar la estafa que había montado, diversos oficios de los Mossos detallan que a pesar de su confesión, “lejos de colaborar con la Justicia y tratar de reparar el daño causado, ha seguido disponiendo de los fondos obtenidos fraudulentamente en su propio beneficio valiéndose, para ello, de diferentes sociedades en las que no constaba él personalmente como administrador de las mismas”.

Fuente: lavanguardia.com, 15/01/20.

Más información:

Ponzi, Madoff, Blaksley: Variaciones de la estafa piramidal

Eugenio Curatola: El Madoff argentino

R. Allen Stanford es condenado a 110 años de prisión

ponzi

______________________________________________________________________________

Vincúlese a nuestras Redes Sociales:  LinkedIn      Twitter

______________________________________________________________________________

banner toxic assets 03

.

.

Ponzi, Madoff, Blaksley: Variaciones de la estafa piramidal

abril 23, 2018

Ponzi, Madoff, Blaksley: ¿Por qué la historia se repite?

Por Juan Carlos de Pablo.

ponziEnrique Blaksley está preso. Los medios de comunicación lo calificaron como el «Madoff argentino». Pero, con el mismo criterio, a este último los periodistas de los Estados Unidos deberían haberlo calificado como el «Ponzi norteamericano». Y mucho antes de que Ponzi hiciera de las suyas, John Law sobreestimó las oportunidades que existían en la Luisiana. ¿Qué tienen en común estas personas? ¿Por qué siguen apareciendo Laws, Ponzis, Madoffs y Blaksleys?

Carlo Ponzi (1882-1949)Para evitar intermediarios, al respecto entrevisté al italiano Carlo Pietro Giovanni Guglielmo Tebaldo Ponzi (1882-1949). Nació en Lugo y en 1903 migró a los Estados Unidos, donde llegó «con US$2,50 en el bolsillo y US$1 millón en esperanzas». Trabajó en la costa este del país como lavacopas y mozo, siendo echado del restaurante por robarle a los comensales. En 1907 se trasladó a Montreal, trabajando en el Banco Zarossi, entidad que llegó a gerenciar. La institución entró en dificultades, por lo cual Luigi Zarossi huyó a México con buena parte de los fondos depositados. Ponzi falsificó una firma, por lo que estuvo preso tres años. En 1911 decidió volver a los Estados Unidos, pero involucrado con la inmigración italiana ilegal; durante dos años estuvo preso en Atlanta.

-Quiere decir que cuando puso en práctica el denominado «esquema Ponzi», usted ya se había mandado varias.

-Descríbame la operatoria que lo hizo famoso.

-A la salida de la cárcel, trabajé en el almacén de mi suegro. Un día recibimos una carta enviada por una empresa española, preguntando por un catálogo que estábamos confeccionando. La misiva incluía un cupón de respuesta internacional, para abonar el envío de retorno. Los cupones eran comprados en los países de origen, y cambiados uno a uno por estampillas del otro país. Si los valores eran diferentes, se podía arbitrar. Pues bien, luego de la Primera Guerra Mundial (1914-1918) los valores eran muy diferentes (mucho más baratos en Italia que en los Estados Unidos). Pedí prestado dinero, que envié a mis parientes de Italia, para que compraran cupones, prometiendo una tasa de interés de 50% a 45 días y de 100% a 90 días.

-Así es. En 1920 fundé una empresa, y contraté empleados para captar fondos, tanto en Nueva Inglaterra como en Nueva Jersey. Deposité los fondos en el Hanover Trust Bank de Boston, entidad que terminé controlando. La operatoria generó sospechas, pero a un periodista que me cuestionó le hice juicio por difamación y se lo gané. Tiempo después, el Comisionado bancario de Massachusetts, temiendo que la operatoria pudiera poner en peligro al sistema bancario de Boston, le ordenó al Hanover que no pagara más cheques de mi cuenta, precipitando mi colapso. Una vez más me metieron preso.

-¿Qué le ocurrió después?

-Como nunca había obtenido la ciudadanía norteamericana, en 1922 el gobierno intentó deportarme. A raíz de otros delitos, recién en 1934 recuperé mi libertad, retornando a Italia. Eventualmente migré a Brasil, donde conseguí trabajo en la línea aérea estatal italiana. Fallecí pobre y prácticamente ciego.

-Así terminó la primera fantasía financiera.

-La mía no fue la primera, ni tampoco la última.

-Explíquese.

John Law (1671-1729)-No fui el primero porque como usted mencionó, a comienzos del siglo XVIII el escocés John Law entusiasmó a inversores europeos, exagerando las oportunidades existentes en la Luisiana, que entonces era una colonia francesa, generando lo que se conoce como la burbuja del Mississippi. Y en el siglo XVII, en Holanda, se desarrolló una burbuja alrededor de los tulipanes, magníficamente descripta por Werner Sombart en El burgués, publicado en 1913.

-Y tampoco fue el último.

-Claro, porque aparecieron Bernard Madoff, un señor que tenía un programa de radio en Mar del Plata, y ahora Blaksley. Todos terminamos presos.

-Me interesa enfocar la cuestión desde el punto de vista de las personas que confiaron en ustedes. ¿Qué explica, a la luz de los antecedentes, que la historia se repita?

-Un aspecto de la naturaleza humana. No me refiero a la pretensión de vivir de la mejor manera posible, porque esto es común a todos los seres humanos, sino a la irresistible tentación, por parte de algunos seres humanos, de comprar buzones (aclaración para jóvenes: cilindros de color rojo donde se depositaban las cartas que se querían enviar) para «salvarse».

-No entiendo.

-No hablo de buzones en términos literales, sino como imagen de creer que fantásticas tasas de rendimiento de las inversiones pueden ser financiadas de manera genuina, o porque uno se anotó en la «cadena de la felicidad» antes que otros, y va a cobrar porque quien ideó el sistema seguirá considerando nuevos inversores. ¿Me permite hacer un pronóstico?

-Por favor.

-Los Ponzi, los Madoff, no van a desaparecer nunca, porque son la contrapartida de los seres humanos que piensan que son más listos que el resto de la humanidad, y actúan en consecuencia.

Suelo terminar estas entrevistas agradeciendo, pero en este caso me permito recomendarle al lector que medite sobre esta cuestión, para no convertirse en un futuro damnificado.

Fuente: La Nación, 22/04/18.

Enrique Blaksley Señorans

Artículos relacionados:

Eugenio Curatola: El Madoff argentino

R. Allen Stanford es condenado a 110 años de prisión


Vincúlese a nuestras Redes Sociales:

Google+      LinkedIn      YouTube      Facebook      Twitter


.

.

Bitcoin: ¿Una burbuja a punto de explotar?

febrero 12, 2018

Críticas y reclamos para desactivar la burbuja del bitcoin

EE.UU. y Europa advirtieron sobre los peligros de invertir en criptomonedas. Y analizan nuevas regulaciones. Para Stiglitz, Krugman, Shiller y Roubini, “es un fraude”.

Por Damián Kantor.

Críticas y reclamos para desactivar la burbuja del bitcoin

Regulaciones. Fuertes advertencias de Estados Unidos y Europa a los que quieren invertir en criptomonedas.
.

El futuro del bitcoin y las criptomonedas es incierto. Tras las fuertes alzas y bajas en su cotización, bancos centrales, inversores, grupos financieros, entes reguladores y economistas reclaman medidas para frenar actividades ilegales y especulativas. Incluso Estados Unidos y países europeos reconocen hoy que tomaron el tema a la ligera y que prevén reforzar controles por los riesgos que plantean las monedas virtuales.

El lunes pasado, la SEC norteamericana adelantó que impulsarán en el Congreso regulaciones específicas. Su titular, Jay Clayton, advirtió sobre los peligros que suponen esa clase de inversiones. “Si una oportunidad suena demasiado buena para ser cierta, o si usted se ve presionado para actuar rápidamente, tenga mucho cuidado y sea consciente de que corre el riesgo de perder su dinero”, dijo. Casi en sintonía, entes reguladores de España aconsejaron a las personas prudencia y que “valoren si tiene la información suficiente para entender lo que se les está ofreciendo”.

bitcoin burbujaEsas reacciones provienen de la extrema volatilidad de las criptomonedas. Postulado y publicitado como alternativa al dinero tradicional, de diciembre a la fecha el bitcoin pasó de cotizar US$19.500 a caer por debajo de los US$6.000 para luego subir a US$9.000, con picos llamativamente pronunciados y vertiginosos. Eso trajo consecuencias: primero, Corea del Sureliminó el anonimato en la compraventa de criptomonedas, por sospechas de ilícitos como el lavado. Y posteriormente, 4 grupos financieros (Lloyds Banking Groups, JP Morgan Chase, Bank of America y Citi) decidieron prohibir el uso de tarjetas de créditopara la compra de bitcoins.

A fines de enero, en el Foro de Davos, la premier británica, Theresa May, adelantó la posibilidad de que su país regule la actividad: “Debemos revisar muy seriamente las criptomonedas como el bitcoin, precisamente por la manera en que pueden ser usadas por los criminales”. Se calcula que hay más de 1.500 criptomonedas operativas y cada día se suman más. De hecho, hay una que alude a la jefa de Estado de Inglaterra: el Theresa May Coin, que es tan volátil como el bitcoin y el resto de sus primas.

Las criptomonedas generan muchas suspicacias y son muchos los que advierten sobre su inconsistencia económica y financiera. Por caso, el economista Nouriel Roubini, que predijo con notable precisión la crisis de 2008, consideró que el bitcoin “es la burbuja especulativa más grande de la historia de la humanidad” y que las criptomonedas “son un fraude”. El Nobel de Economía Robert Shiller pronosticó que su precio “va a ir hacia arriba, al igual que el mercado de valores en la década de 1920”, pero aclaró que “llegaremos a 1929 con el tiempo”.

Lanzado en 2009 por un enigmático “Satoshi Nakamoto”, el bitcoin opera en una red cerrada de bloques de códigos encriptados (blockchain), que se comercializa por Internet. Es promocionado por sus impulsores como una “tecnología libre de regulaciones de bancos centrales y gobiernos, cuyo precio se define por la oferta y la demanda”. Sus defensores, verdaderostemplarios de la libertad absoluta de mercado, creen que es una amenaza concreta al sistema financiero mundial y que por eso se lo cuestiona.

Sin complejos de esa naturaleza, varios Nobel de Economía se encolumnaron para descalificar al bitcoin y criticaron sus fundamentos teóricos y prácticos. Joseph Stiglitz, dijo que no cumple “ninguna función útil” y reclamó que se lo prohíba. Paul Krugman describió que es pura especulación y explicó “las burbujas son un esquema Ponzi: mientras todo el mundo siga comprando todo está bien, pero los últimos perderán todo el dinero y nadie asume que pueden ser ellos”.

esquema ponziEn teoría, el bitcoin surgió como sustituto del dinero, para facilitar y abaratar las compras y eludir los costos bancarios en las transacciones internacionales. A 9 años de su salida, muy pocos comercios lo aceptan y su alta volatilidad constituye un verdadero problema, coinciden críticos y defensores. Las posturas se diferencian en que algunos sostienen que las subas y bajas son pasajeras contra la opinión de quienes creen que es una nueva manía enfermiza.

¿Por qué ejerce tanta atracción? Shiller entiende que el bitcoin es una historia “emocionante” y que sus adeptos se consideran que poseen dotes superiores: “Eres rápido, eres inteligente, has descubierto lo que nadie más comprende. Y tiene ese sentimiento antigubernamental y antirreglamentario. Es una historia maravillosa, si fuera verdad”. En el Financial Times, el premio Nobel Jean Tirole sostuvo que “el bitcoin puede ser un sueño libertario pero es un dolor de cabeza real para cualquiera que vea las políticas públicas como un complemento necesario de las economías de mercado”.

En la Argentina, el bitcoin tiene más impacto en las redes sociales que en la vida real. En las plataformas de compraventa locales reconocen que las operaciones son de poca envergadura y que predomina la cautela. Matías Bari, cofundador y CEO de SatoshiTango, dice que los tickets mayoritarios oscilan entre $5.000 y $10.000. “Apuntamos a ese público, pero hay un interés creciente en las empresas por usarlos”, dijo. Sebastián Serrano, de Ripio, distingue otra clase de compradores: “Están los que compran mucho menos que eso, porque lo usan para pagar online, y otro grueso que compran de $10.000 a $40.000”. Y añade que desde el año pasado “hubo fondos que empezaron a invertir sumas más grandes”.

De enero a diciembre de 2017, el precio del bitcoin se multiplicó 19 veces (pasó de US$1.000 a US$19.000). Para Serrano, el derrumbe posterior no tiene que ver con el avance de las regulaciones en distintos países. “No creo que haya sido algún evento regulatorio en particular. Mi explicación es que hubo una gran toma de ganancias. Básicamente, grandes inversores decidieron que era momento de retirarse al llegar a la barrera psicológica de los US$20.000”, interpretó.

Al cierre de esta edición, el bitcoin rondaba los US$8.400. Su futuro es un interrogante, al menos tal como se lo concibió: un contrato anónimo entre privados libre de leyes y regulaciones estatales: la base de toda burbuja especulativa.

Fuente: Clarín, 11/02/18.


Vincúlese a nuestras Redes Sociales:

Google+      LinkedIn      YouTube      Facebook      Twitter


banner toxic assets 03

.

.

Embargaron los bienes del grupo Hope Funds

diciembre 17, 2017

Embargaron los bienes del «Madoff argentino»

Al empresario Blaksley , acusado de estafa, le congelaron cuentas, autos, camionetas, un yate y acciones.

Por Iván Ruiz.
El empresario Enrique Blaksley
El empresario Enrique Blaksley.
. 

Enrique BlaksleySeñorans, el empresario que trajo a Roger Federer y a Usain Bolt a la Argentina, enfrenta un sombrío panorama judicial y financiero que puede convertirlo en «el Bernard Madoff argentino». La Justicia embargó los bienes del grupo Hope Funds en el país por $ 19 millones en la causa que investiga supuesto lavado de dinero y estafas con el dinero de unos 1000 inversores privados.

hope fundsLa jueza María Servini ordenó esta semana el embargo de propiedades, terrenos, cuentas bancarias, autos, camionetas, un yate, paquetes accionarios y otros bienes emblemáticos, como un porcentaje del Hard Rock Café de Recoleta, con el objetivo de asegurar el patrimonio para un futuro decomiso de los bienes ante una eventual condena por estafa.

Los reclamos superan ampliamente el patrimonio embargado. Las sociedades del grupo Hope Funds recibieron $ 25 millones y otros US$ 9 millones de los inversionistas. El pasivo del grupo declarado por el propio Blaksley asciende a losUS$ 38 millones, según los números que aparecen en el expediente.

La fiscal Alejandra Mángano reunió pruebas contundentes sobre las maniobras realizadas por Blaksley tanto en la Argentina como en el exterior, donde montó una compleja estructura offshore que reveló la nacion en los Panamá Papers, el proyecto colaborativo impulsado por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación y el diario alemán Süddeutsche Zeitung.

La investigación comenzó después de la revelación sobre más de 60 sociedades y fideicomisos en Panamá, islas Vírgenes Británicas, Costa Rica, Uruguay y Nueva Zelanda registradas a nombre del grupo Hope Funds.

Blaksley, 52 años, es un hábil empresario que creó un imperio sobre la base de préstamos con una alta tasa de interés y una fuerte marca personal que lo mostró junto a artistas de primer nivel, reconocidos deportistas y hasta se sacó fotos con Benedicto XVI y el Papa Francisco.

La fortuna de Hope Funds se engrosó con préstamos mutuos de pequeños inversores que recibían periódicamente los correspondientes intereses. Pero Hope Funds colapsó con la implementación del cepo cambiario, que motivó la inquietud generalizada de los inversionistas. Hope Funds no resistió a la «corrida».

«Las exhorbitantes sumas captadas por Hope Funds se habrían dirigido a la capitalización del grupo económico y al beneficio de sus integrantes», entendió la fiscal Mángano. Y consideró que «ese escenario habría sido orquestado de manera premeditada con el objetivo de no restituir e impedir el recupero de los fondos de los aportantes».

Las autoridades detectaron, además, otras irregularidades en los flujos de capital que movía Hope Funds. Según la AFIP, las sociedades habrían recibido fondos de personas que en los registros oficiales aparecen sin capacidad patrimonial para justificar esas inversiones y en otros casos no habían reportado esas inversiones en sus declaraciones juradas tributarias. Sólo tres de sus 531 clientes analizados estaban en regla, sostuvo la AFIP.

Por su parte, la Procelac detalló que a menudo Hope Funds recibía «importantes sumas» de sus clientes «mediante un único desembolso de dinero en efectivo», lo que ejemplificó con el caso de un aportante que «sin contar con ingresos legítimos que lo justificaran habría entregado a la firma la suma de $ 17 millones».

La jueza Servini -que ya le prohibió a Blaksley la salida del país- dispuso entonces la inhibición de bienes con un fin preventivo para recuperar el dinero, en el caso de que sea condenado.

La Justicia, además, ya identifica los bienes millonarios en los que Hope Funds invirtió fuera de la Argentina para expedir sus fronteras, informaron fuentes judiciales. Su llamado a indagatoria sería inminente en 2018.

Un financista en apuros

La bancarrota de un empresario excéntrico

Enrique Blaksley, empresario

Préstamos millonarios

Hope Funds supo captar grandes inversiones con un alto interés.

La corrida del «cepo»

El imperio se desmoronó cuando los acccionistas pidieron su capital.

Deudas y rock

La Justicia embargó sus bienes, entre ellos, acciones de Hard Rock Café.

Fuente: La Nación, 17/12/17.

Artículos relacionados:

Enrique Blaksley Señorans investigado por sus actividades en Hope Funds

Eugenio Curatola: El “Madoff argentino”

¿Cuánto sabía J.P. Morgan sobre el fraude de Madoff?

R. Allen Stanford es condenado a 110 años de prisión

Cuidado con los Fraudes piramidales y Esquemas Ponzi

Common traits of financial fraud victims

ponzi


Vincúlese a nuestras Redes Sociales:

Google+      LinkedIn      YouTube      Facebook      Twitter


banner toxic assets 03

.

.

¿Es el Bitcoin una burbuja financiera?

noviembre 23, 2017

¿Es la suba del Bitcoin una burbuja financiera?

Por Nicolás Litvinoff.

bitcoin

.

La semana pasada fui invitado a dar una charla en el evento “Finanzas Futuras” que tuvo lugar en el Centro Cultural San Martín. Casi 100 personas acudieron para develar el misterio: ¿la suba maratónica del Bitcoin es una burbuja?

Comencemos por el final: no, en mi opinión no lo es. A continuación, mis argumentos, algunas sugerencias y recomendaciones finales.

¿Qué es una burbuja financiera?

Desde mis tiempos como estudiante de Economía siento atracción por este tema. ¿Qué lleva a los inversores, incluso a muchos muy exitosos, a dejar de lado sus teorías y estrategias para comprar activos cuyo valor esté basado puramente en especulaciones de negocios futuros? ¿Por qué las calificadoras de riesgo abandonan cada tanto su cautela habitual para recomendar acciones o derivados financieros que a los pocos meses pasan a valer prácticamente cero? ¿Por qué en determinados momentos las autoridades hacen la vista gorda y no regulan la codicia de las personas con o sin poder y, a veces, deciden desinflar los precios cuando ya es muy tarde, generando un explosión todavía más violenta? Mi tesis de grado consistió justamente en investigar “El rol de los agentes económicos durante la formación de las burbujas financieras”.

Aquí lo primero que hay que saber: una burbuja financiera puede definirse como una situación donde el precio de los activos aparece sustentado por el entusiasmo de los inversores, que imaginan grandes ganancias en el futuro en lugar de observar con rigor lo que ocurre en el presente aplicando métodos probados de valuación de activos.

            Seamos claros. Hay burbuja cuando todo el mundo está comprando algo solo porque conoce a alguien o leyó la historia de gente que compró y ganó. Casi nadie realiza un análisis serio del tema, simplemente piensa que si viene subiendo es por una razón de peso que se mantendrá y que hará que el alza continúe. “Si todos ganan, ¿por qué no ganar yo también?”, se pregunta el nuevo comprador.

Ejemplos sobran. Desde la burbuja de los tulipanes en la Holanda del siglo XVII hasta las más recientes de las punto com en 2001 y la de las hipotecas subprime en 2008, pasando por la crisis financiera del ’30, todas comparten patrones de conducta claros.

Tres burbujas características y el Bitcoin

1) Activos “listados”: las burbujas financieras que se dieron en el siglo pasado y en lo que va del actual tuvieron como denominador común a los protagonistas, que fueron activos “listados”. Esto quiere decir que los activos cuyos precios primero volaron casi hasta el cielo y luego cayeron violentamente hasta tocar valores de remate cotizaban en mercados garantizados (las Bolsa). Por ende, cualquier persona con una cuenta bancaria podía comprarlos con facilidad.

El Bitcoin, en cambio, es un activo que cotiza en mercados no garantizados y poco regulados, con lo cual se puede decir que quienes compran ahora son early adopters (primeros usuarios). Esto podría cambiar próximamente, ya que tanto el CME (Chicago Mercantil Exchange) como el más cercano ROFEX (Mercado de Futuros de Rosario) anunciaron recientemente que permitirán operar futuros de materias primas con Bitcoins.

            Que ingrese en las plazas financieras reguladas no significa que el Bitcoin vaya a ser el norte de la próxima burbuja. Primero, habrá que ver qué sucede con su precio, puesto que puede subir o bajar. En segundo lugar, porque el mercado de futuros no ostenta una participación tan masiva como las Bolsas donde operan bonos y acciones.

Por otra parte, el tamaño del mercado del Bitcoin sigue siendo menor. Tanto la burbuja de las punto com en 2001 como la de las hipotecas en 2008 habían superado el valor de mercado de los 2 trillones de dólares. El valor de mercado del Bitcoin ronda hoy 150 billones de dólares. Para llegar a esos niveles, debería multiplicar su precio por 14 (con el correr del tiempo, un poco menos, puesto que todos los días la criptomoneda se mina en miles de computadoras de personas de todo el mundo y crece lentamente su volumen).

2) Los inversores institucionales: no son los inversores individuales los que mueven en masa los mercados sino los “big boys”, es decir los Inversores Institucionales (fondos de inversión, compañías de seguros, hedge funds, etc). Estos grandes jugadores han aplicado una política de “wait and see” (esperar y ver qué pasa) con la criptomoneda, para observar si podía “caminar sola” o se derrumbaba en el intento. El rendimiento de estos años -en particular, el de los últimos 12 meses- atrajo su interés y ahora buscan denodadamente ganar participación en este nuevo mercado. En consecuencia, en 2018 podrían comenzar a “mojar los pies en el agua” destinando al Bitcoin una pequeña porción de sus multimillonarios fondos. Antes que la explosión de una supuesta burbuja, es de esperar que este ingreso de capitales financieros al mercado de las criptodivisas eleve aún más los precios.

3) Valor intrínseco: este es quizá uno de los temas más controversiales. Hay fenómenos que realmente son revolucionarios. Sin embargo, en los mercados se produce una burbuja y estalla. Es el caso de las punto com, que vinieron a transformar las sociedades y los negocios. Sin embargo, en un principio los inversores exageraron tanto en sus proyecciones y luego reclamaron resultados financieros tan rápidos a las nacientes compañías de Internet que los avances no lograron cubrir las expectativas iniciales y el derrumbe de los precios de las acciones causó una herida mortal en muchos emprendimientos. Internet logró ser masiva cuando cada persona pudo contar con una casillas de mail. Eso ocurrió recién en 2001. Antes, en el mercado, aparecían empresas oportunistas sin un modelo de negocios sustentable que recaudaron una fortuna a costa de miles de inversores omnubilados con la aparición de las nuevas tecnologías. También, surgieron emprendimientos con gran valor intrínseco que, sin embargo, sucumbieron al terremoto financiero de aquel año. En el caso del Bitcoin, el argumento más escuchado entre los escéopticos lo define como una burbuja debido a que “nada lo respalda”. El error de este argumento pasa por no comprender que tampoco el dólar o el peso tienen respaldo hoy. Ya no están el oro ni el petróleo para defender al dólar. Además, los Estados se encuentran cada vez más endeudados y emiten sus monedas en volúmenes gigantescos, haciendo que su valor pierda terreno frente al precio de las materias primas, por ejemplo.

            El Bitcoin, en cambio, tiene un costo de extracción (mediante el proceso de minado electrónico) muy superior al de la impresión de billetes. Por otra parte, su emisión es limitada (se emitirán solo 21 millones de BTC), con lo que se busca generar una deflación de precios (que el precio del Bitcoin aumento con respecto a los bienes y servicios al volverse cada vez más escaso).

Lo cierto es que el principal argumento para defenderlo pasa por su novedosa tecnología, su verdadero valor intrínseco. Hablamos de la Blockchain (cadena de bloques), que cambiará las relaciones entre las personas y, al descentralizar la producción, eliminará todo tipo de intermediación que no genere valor.

Conclusión y recomendaciones

No hay que dejarse llevar por lo que dicen algunos “especialistas” como el CEO de J.P. Morgan, Jamie Dimon, quien definió al Bitcoin como “un fraude estúpido”. Preguntarle a un banquero qué opina del es como preguntarle a un taxista que opinión tiene de Uber.

Ahora bien, a los optimistas les digo:

1) El entusiasmo por la criptomoneda puede generar una suba de precios exagerada en su velocidad, derivando en una burbuja. Sin embargo, en el mediano plazo y tal cuál sucedió con Internet, el avance de la Blockchain no se frenará con la simple explosión de una historia paralela y menor como la del Bitcoin.

2) Que existan esquemas Ponzi o piramidales armados alrededor del Bitcoin, donde los administradores prometen duplicar en poco tiempo el dinero con maniobras poco claras que terminan casi siempre en estafas; o que haya otras criptomonedas en el ecosistema que no tengan valor alguno y puedan pasar a valer cero en cualquier momento, es una posibilidad.

            Por todo esto, como sostenía en 2013 cuando cada BTC (unidad de Bitcoin) valía alrededor de 100 dólares, se puede apostar a la criptomoneda moderando la exposición a no más de 5 o 10% del total invertido en activos, puesto que su volatilidad es enorme y el fuerte cambio de precio todos los días, algo normal.

Fuente: La Nación, 21/11/17.


Vincúlese a nuestras Redes Sociales:

Google+      LinkedIn      YouTube      Facebook      Twitter


.

.

One Coin a la deriva, tras la renuncia de Pitt Arens

octubre 26, 2017

One Coin a la Deriva Tras la Renuncia de Pitt Arens el CEO de la Compañía

El recién nombrado CEO de One Coin, Pitt Arens, anunció su renuncia como ejecutivo de esta empresa argumentando motivos personales y limitantes en su forma de dirigir la compañía.

De acuerdo a la información publicada en la página web de Multinivel ZgZ, un portal web especializada en noticias del ámbito del mercadeo en red y criptodivisas, quien fuera el CEO de One Coin, Pitt Arens, anunció la semana pasada su renuncia a la empresa bajo el argumento de no contar con “espacio suficiente para maniobrar en la compañía”.

Ruga Ignatova CEO de OneCoin

.

El portal de noticias de MLM menciona en su artículo que la salida de este ejecutivo pondrá en serios problemas a la compañía considerando que en fechas recientes también se anunció que los hermanos Steinkeller abandonaban el barco pese a ser considerados como unos de los pilares más importantes para One Coin. Así mismo se ha detectado la separación de la empresa de otros miembros y lideres importantes.

Ahora la renuncia viene por parte de Pitt Arens quien fue nombrado CEO de la compañía apenas en el mes de mayo del 2017. La renuncia de Arens se dio a conocer a través de un medio de Luxemburgo la semana pasada no obstante que ya se había ausentado de eventos importantes en otras ocasiones.

El artículo de referencia hace mención que Pitt Arens llegó como CEO de One Coin en mayo de este año y que su arribo a la empresa fue sumamente comentado en el contexto de que One Coin ha sido una compañía cuya trayectoria ha sido marcada por una reputación poco favorable al ser calificada por diferentes instancias como una empresa fraudulenta.

En el mismo artículo, la página web hace hincapié en que la fundadora de One Coin, Ruja Ignatova, ha permanecido al margen de esta noticia y se encuentra prácticamente en “calidad de desaparecida” desde hace ya unos meses.

Fuente: noticiasmultinivel.com, 25/10/17.

OneCoin logo

.

Más información:

Austria: OneCoin opera sin Licencia en el país

Advertencia sobre OneCoin

¿Es genuino el negocio de OneCoin?

OneCoin, una estafa piramidal

scam


Vincúlese a nuestras Redes Sociales:

Google+      LinkedIn      YouTube      Facebook      Twitter


banner toxic assets 03

.

.

Estafas comunes con Bitcoin

octubre 6, 2017

Top 5 Estafas con Bitcoin

Por Agustín Gomez Beret..scamcoin

.
El enorme crecimiento que han tenido Bitcoin y las demás criptomonedas en el último año es increíble. Cada vez son más los inversores que deciden apostar su capital en este mercado, esperando obtener ganancias gigantescas en poco tiempo. Ello ha despertado la atención de muchas personas, entre ellas, hackers y estafadores.

En esta nota, les vamos a contar cuáles son las principales modalidades de estafas con bitcoin y criptomonedas que se encuentran en la red. Imprescindible lectura para quienes operan criptomonedas o están con ganas de empezar a hacerlo.

Aquí vamos:

1) Esquemas piramidales: este tipo de organizaciones fraudulentas son una clásica modalidad de estafa, y ya hay varias versiones relacionadas con criptomonedas. Promesas de rendimientos muy altos, fijos y en poco tiempo, con reglas de juego poco claras y un sistema multinivel, pidiendo una inversión inicial para comenzar y que se invite a más personas a a participar, y éstos, a su vez, que consigan otros usuarios.

Consejo: Vale la pena recordar que no hay retorno sin riesgo, por lo cual nadie puede asegurar o prometer altas rentas sin correr riesgos. Evitar cualquier propuesta para ganar dinero que «garantice» altos retornos, tenga reglas de juego poco claras y sistemas multinivel.

2) Oferta Inicial de Moneda (Initial Coin Offering – ICO) Fraudulenta : Las «Initial Coin Offering» son una nueva manera de crowdfunding utilizando la tecnología blockchain. Para ello se ofrece al mercado una nueva criptomoneda que servirá para financiar una empresa, proyecto, o protocolo. El problema de estas «ofertas públicas de monedas» es que no están reguladas y por consiguiente no hay una autoridad central que las controle, por lo que es muy frecuente ver lanzamientos de ICOs fraudulentos y con un claro objetivo de engañar al inversor. Es usual que se inventen monedas digitales, compañías o proyectos únicamente para conseguir fondos y luego desaparecer, defraudando a quienes invirtieron su dinero en ella.

Consejo: Informarse bien sobre el proyecto que se busca financiar con un ICO y sobre quiénes son las personas detrás del mismo, sus credenciales y antecedentes.

3) Phishing: Se llama phishing a las maniobras que utilizan los hackers para robar información y datos personales, bancarios y tarjetas de crédito. Esta modalidad también ha llegado al mundo de las criptomonedas. Se crean sitios web falsos que se hacen pasar por exchanges y portales conocidos y confiables, en los cuales se puede comprar y vender monedas digitales, para que el usuario ingrese sus datos y los piratas informáticos tengan acceso a la billetera virtual y puedan robar sus criptomonedas.

Otra variante son emails con enlaces que parecen provenir de sitios confiables y falsas actualizaciones o apps de software relacionado con monedas digitales con el objetivo de tener acceso a nuestros datos.

Consejo: Extremar las medidas de seguridad para los monederos virtuales. Verificar que la dirección web es la correcta (muchas veces los piratas informáticos crean sitios parecidos a uno verdadero), y revisar que la conexión sea segura. Para esto último ver que ver que el sitio sea «https», ya que muchos sitios falsos usan «http», ya que la «s» indica precisamente que se trata de una conexión segura.

4) Falsos compradores / vendedores: A menudo aparecen en la red estafadores diciendo tener bitcoins para vender o que quieren comprar bitcoins. Lo que hacen es pedir a la otra parte que cumpla su parte del trato primero y luego desaparecen. Recordemos que en Bitcoin las transacciones son irreversibles, por lo que una vez hecha la transferencia es imposible volver atrás.

Consejo: Ser cautelosos. Utilizar servicios o compañías que sean de confianza.

5) Minería online: Las principales estafas que utilizan esta modalidad a menudo solicitan dinero para comprar equipamiento para minar bitcoins, o se trata de una página web que dice vender capacidad de minado «en la nube».

La minería de monedas digitales para el usuario individual es muy compleja y difícil. Técnicamente cualquiera con una computadora puede minar criptomonedas. Sin embargo, el problema es que el negocio de la minería ya está ocupado por empresas gigantescas con enormes recursos destinados a minar monedas digitales, por lo que la participación a nivel individual es muy poco factible.

Tengamos en cuenta que el minado se hace por fuerza bruta, es decir que la potencia de minado importa y mucho. En este contexto, las posibilidades de obtener un negocio rentable minando criptomonedas, si no se dispone de los recursos y la tecnología adecuada, es prácticamente nula.

Consejo: Por estos motivos, les aconsejo desconfiar de este tipo de ofrecimientos.

Fuente: cartafinanciera.com


Vincúlese a nuestras Redes Sociales:

Google+      LinkedIn      YouTube      Facebook      Twitter


banner toxic assets 03

.

.

Austria: OneCoin opera sin Licencia en el país

septiembre 3, 2017

Regulador Financiero de Austria Advierte que OneCoin Opera sin Licencia en el País

Ruga Ignatova CEO de OneCoin

La Autoridad de Supervisión del Mercado Financiero de Austria (FMA, por sus siglas en inglés) ha emitido una alerta oficial en contra de la empresa OneCoin por su supuesta ilegalidad dentro del país al estar operando sin licencia, informó el jueves CoinDesk, un portal líder en noticias, precios e información sobre bitcoin, tecnología blockchain y otras monedas digitales.

Apenas la semana pasada el portal de noticias The Indian Express dio a conocer que la policía de la India ha capturado y puesto en custodia a supuestos promotores de la empresa y han levantado cargos por engaño a su fundadora Ruja Ignatova y ahora Austria emite este comunicado sumándose a una larga lista de países que han lanzado alertas similares en contra de OneCoin.

“La empresa no tiene permitido realizar transacciones bancarias en Austria por las cuales se requiera una licencia. Por lo tanto, el proveedor tiene prohibido la emisión y administración de instrumentos financieros tales como tarjetas de crédito, cheques de viajero u otros similares, de manera comercial…”, se puede leer en la advertencia de la FMA.

Según lo informado por Coindesk, el gobierno de Vietnam ya había afirmado previamente que la licencia para operar de OneCoin en el país era falsa, y países como el Reino Unido, Alemania y Hungría han iniciado procesos legales para investigar a dicha empresa, el supuesto fraude, y terminar por completo las operaciones de OneCoin, llevando a la justicia a sus responsables.

OneCoin, que, según el portal CoinDesk, es “un esquema de criptomoneda ampliamente sospechoso de ser fraudulento”, ha emitido una declaración oficial sobre los presuntos documentos falsos en Vietnam y la fundadora de la empresa habló sobre lo sucedido en la India a través de una conferencia online de preguntas y respuestas. No tenemos conocimiento si OneCoin se a pronunciado sobre la alerta emitida por la FMA.

Fuente: noticiasmultinivel.com, 2017.


Vincúlese a nuestras Redes Sociales:

Google+      LinkedIn      YouTube      Facebook      Twitter


.

.

¿Es el Bitcoin un Esquema Ponzi?

julio 7, 2017

¿Invertir en Bitcoin? Ésta es mi opinión sobre dónde estarán las criptomonedas en el futuro 

bitcoin

.

Muchas personas sienten que han perdido una increíble oportunidad de negocio por no haber comprado Bitcoins cuando esta criptomoneda costaba unos pocos dólares. Hoy día ven cómo su precio se ha disparado por encima de los 2.500 dólares y se echan las manos a la cabeza, mientras otros buscan nuevas criptomonedas de creación reciente para aprovechar el inicio del «inflado del precio».

Como todos sabemos, incluso en los Esquemas Ponzi, los primeros salen beneficiados por regla general, mientras los últimos quedan atrapados.
Como complemento al vídeo que hemos preparado en el canal hablando sobre las criptomonedas (Bitcoin, Ethereum..) diremos que uno de los principales problemas que tiene el Bitcoin, además de algunas de las cosas que se venden como ventajas (descentralización y anonimato), tendríamos la volatilidad de esta criptomoneda, lo cual sería el primer síntoma de que no estamos frente a un proyecto de divisa digital o criptomoneda, sino frente a un mero producto de especulación como en sus días fueron los bienes raíces virtuales.
Sí, se llegaron a pagar cientos de miles de euros por islas y terrenos que no existían, porque había otros compradores dispuestos a pagar por esos terrenos ficticios literalmente.
Las monedas únicamente tienen dos propósitos, que serían:

El almacenamiento de riqueza y el intercambio (comprar cosas a cambio de dinero) [Nota de E.P.: Existe un tercer uso que es servir de unidad de medida, lo cual no ocurre si la moned tiene una gran volatilidad]. Con la extrema volatilidad de la criptomoneda, hace inservible cualquiera de estos dos propósitos, pues el no estar referenciada a nada -salvo a la confianza y oferta y demanda sin sentido- ni estar respaldada por nada, todo queda en manos de la especulación pura y dura. Es decir, ninguna persona sensata acumularía toda su riqueza en Bitcoin, pues es consciente de que podría ver reducida su riqueza a la mitad o literalmente a cero.

Ahora algunos dirán que las acciones y las divisas tradicionales también tienen riesgo y volatilidad. Y sí, es cierto. Tienen riesgo y volatilidad, pero para comenzar, la volatilidad (que suele ser ínfima en comparación con el Bitcoin) suele tener una explicación macro y las divisas están respaldadas por las economías del país.
En segundo lugar, cuando invertimos en acciones, estamos colaborando en la economía real, pues estamos comprando acciones de una empresa. En cambio, cuando invertimos en Bitcoin, estamos invirtiendo en algo similar al aire, pero que se le ha dado un precio.
Y en tercer lugar, cuando inviertes en Bitcoin, nadie está respaldando esa inversión y únicamente tienes la «fe» de que alguien comprará tus Bitcoin a un precio igual o superior cuando decidas venderlos para hacer dinero en efectivo.
En definitiva, cuando invertimos en Bitcoin no estamos generando ningún beneficio a nadie, salvo al que te ha vendido los Bitcoins que has comprado, pero no estás generando un beneficio a la economía de tu Gobierno o tu país, al contrario de cuando compras bonos o acciones de empresas.
¿Dónde y cómo veo el futuro del Bitcoin y las criptomonedas? Eso y algo más es de lo que hablo en este vídeo que acabo de subir.

Fuente: negocios1000.com, 07/07/17.

Vincúlese a nuestras Redes Sociales:

Google+      LinkedIn      YouTube      Facebook      Twitter


invertir no es un juego de azar

.

.

Página siguiente »